El Caribe

Editorial

La agresión a Evo Morales

-

No sabemos cómo lo ven los ciudadanos del Primer Mundo, formados en la cultura democrática después de la derrota del fascismo en la Segunda Guerra Mundial y sus remanentes en España y Portugal. En Latinoamérica no salimos del asombro, y consecuentemente, de la indignación.

¿Cómo Francia, España, Italia y Portugal han sido tan hostiles con un presidente democrático de una nación soberana, con la que tienen relaciones cordiales, negándole sobrevolar su espacio aéreo en un avión del Estado de Bolivia?
Una violación del derecho internacional, un desconocimiento de las normas más elementales de la aviación civil.

Lo peor de todo es que Francia, España, Italia y Portugal le negaron unos derechos legítimos universales a un jefe de Estado sobre la base de una información absurda, de que el avión en que viajaba el presidente Evo Morales transportaba al ciudadano norteamericano Edward Snowden. El resto de la comunidad internacional ignoraba que Francia, España, Italia y Portugal podían actuar como meras colonias que no guardaron la mínima formalidad para acatar lo que a todas luces fue una petición de Estados Unidos.

Los ciudadanos de esos países deben sentirse avergonzados ante un comportamiento de genuflexión de esa magnitud que también constituye un atropello a un estadista de un país amigo.

Bien hizo la secretaría general de la Organización de Estados Americanos (OEA) en declarar que con su actitud Francia, España, Italia y Portugal pusieron a riesgo la vida de Morales.

“Profunda molestia ante la decisión de las autoridades de varios países europeos… que deben explicar las razones por las cuales tomaron esa decisión”, recoge la OEA el sentir de Latinoamérica y de los ciudadanos del mundo que valoran la dignidad de los pueblos.

América Latina, y especialmente Bolivia, debe dar una contundente demostración de rechazo al comportamiento de Francia, España, Italia y Portugal. La acción contra Evo Morales es una agresión a todos los pueblos latinoamericanos y una vergüenza para las naciones decentes. Porque por respeto propio nunca debieron postrarse de esa manera.


Noticias relacionadas

  • Lo acogemos, pero...

    La Conferencia del Episcopado Dominicano lanzó su mensaje con motivo de la conmemoración del grito de la Independencia. El documento, titulado “Que la justicia y la paz se encuentren”, es una reflexión, es una valoración sobre los problemas…

  • ¿Exportamos gobernanza?

    Cuando el 21 de enero de 2013 el presidente Danilo Medina ejecutó aquel famoso salto sobre un charco, en uno de los campos de la República, nadie imaginaba que estaba inaugurando una nueva forma de gobernar. A lo sumo, algunos vimos que se estaba…

  • ¿Hasta cuándo?

    El país olvida rápido. Cómo un colectivo de más de diez millones de habitantes deja en el pasado cualquier grave ofensa, agravio o estafa, crímenes o abusos, como si no existiera una conciencia, y todo sea tan leve que cualquier tiempo, no importa

  • El maestro

    Ayer hablábamos de una de las amenazas de la escuela pública dominicana, la violencia entre estudiantes, de la cual no escapan los profesores, a veces como víctimas directas, o como mediadores para la solución de conflictos en las aulas, a veces…

  • Hasta la paciencia tiene límite

    Las relaciones entre República Dominicana y Haití se han tensionado. Hechos comunes, protagonizados por la violencia en el seno de la sociedad, como la muerte de un haitiano a manos precisamente de sus connacionales, sirvieron de excusa para materializa



ADEMÁS EN PANORAMA

  • Rendición de cuentas

    El presidente de la República presentó ayer sus memorias al Congreso Nacional sobre los resultados del 2014. Fue un informe formalmente correcto. Centró sus palabras en el marco previsto en la norma constitucional.Obviamente, no podía…

  • El maestro

    Ayer hablábamos de una de las amenazas de la escuela pública dominicana, la violencia entre estudiantes, de la cual no escapan los profesores, a veces como víctimas directas, o como mediadores para la solución de conflictos en las aulas, a veces…

  • ¿Sentimos que baja?

    Como persisten los indicadores negativos de violencia, difícilmente nos conformemos con el dato de que 2014 cerró con una tasa de la criminalidad a la baja. Que de 20.3 muertes violentas por cada 100 mil habitantes como ocurría en 2013, el país…

  • Vivo y forrado de billetes

    El retorno de Quirino Ernesto Paulino Castillo, y como él, varios de sus socios y otros condenados en los Estados Unidos después de cumplir penas, permite plantear nueva vez cómo el sistema judicial norteamericano impacta la vida dominicana. Especialme




GALERIA DE FOTOS:

X
Anterior - 1 de 1 - Siguiente


Compartir por Correo Electrónico

cerrar