Convergencia cromática: “Vibraciones” II

Al revisar las obras de Clinton López en la muestra Convergencia Cromática: “Vibraciones”, notamos que el mismo se mantiene sereno en un universo de transparencias que a lo sumo deja fluir un espacio que se desarrolla en el inmanente del propio creador y se trasmuta al lienzo. Es así como la textura se impone para enviarnos las señales que condicionan el tiempo y el espacio entre lo material e inmaterial. Con estas imágenes atiborradas de colores, el artista procura hacer descifrable nuestra realidad para que en medio de las señales que nos ofrece mediante elementos reconocibles de su panorama abstracto, ser capaces de poder lograr un mejor curso para el mundo. En tanto que Rosa Elina Arias se apropia de recursos literarios para hilvanar un discurso pictográfico sin precedentes, pues combina las experiencias de lo leído con su imaginación y el resultado es un espectáculo visual donde las partes humanas parecen danzar alrededor de la composición. Hace falta una perfecta conexión del espectador con la obra para identificar los conceptos que la artista aplica al proceso creativo de sus proyecciones. Aquí lo humano parece asumir un nuevo ideal, pues los cuerpos emanan de fondos de color donde no escapa la presencia animal, visible en la pieza intitulada: “Dibujo mi imaginación”.

Es claro que en la modelación práctica de la actividad artística que exhiben estos creadores, el enfoque estético permite la abstracción de las particularidades históricas y estructurales, estableciendo los límites de la naturaleza interna por medio de elementos reconocibles como rasgos esenciales para el reconocimiento social y valoración del conjunto. Sea pues el receptor quien logre determinar el verdadero placer que produce tener de frente cada una de estas piezas, las cuales, traerán consigo los significados y significantes del hecho artístico consumado de manera separada, aunque exhibido conjuntamente por los genios creadores encarnados en Martín Santos, Rosa Tavárez, Clinton López y Rosa Elina Arias inmortalizados a través de sus piezas en la muestra: “Convergencia Cromática” en la Sala Ramón Oviedo del Ministerio de Cultura.