Seguimos esperando por el Senado

    Afinales de 2011 la Cámara de Diputados aprobó el proyecto de ley de protección animal que procura proteger los derechos de los animales en nuestro país, sancionar el maltrato y asegurar condiciones para una tenencia responsable.

    Tomó más de 10 años encontrar un ambiente favorable y un grupo de legisladores dispuestos a involucrarse desinteresadamente en el tema, además de muchos debates y consultas con expertos de instituciones privadas y estatales, pero finalmente diputados como Ricardo Contreras, Elpidio Báez, José Jáquez y por supuesto el presidente de la Cámara, Abel Martínez, mostraron una voluntad firme que condujo a la aprobación del proyecto, permitiendo con ello un paso de avance en la lucha por esta digna causa.

    Desde diciembre de 2011 la iniciativa se encuentra en el Senado, esperando encontrar en los senadores similar sensibilidad y preocupación por la indefensión de los animales que mostraron la mayoría de los diputados.

    En este sentido, los grupos que trabajaron en la redacción de la pieza y algunos de los diputados han canalizado sus energías para intentar que el Senado coloque en agenda el tema, y se han realizado algunas reuniones con los únicos senadores que por el momento han mostrado interés: Tommy Galán y Julio César Valentín. Sin embargo, excluyendo a estos dos legisladores de nobles sentimientos, no parece existir la misma acogida que hubo en la Cámara y por ende no se vislumbra la aprobación del proyecto. La mayoría de los países han avanzado en la protección de los derechos de los animales justamente por la aprobación de leyes eficaces para castigar este delito. Lamentablemente, no es el caso en nuestro país, pues son cada vez más comunes las situaciones de crueldad que ocurren con caballos, perros, gatos, entre otros, y por ende es aún más necesario contar con una legislación con la fuerza adecuada para evitarlas.

    Y no hay dudas de la relación que tiene el maltrato animal con la conducta agresiva de las personas, demostrado esto no sólo por numerosos estudios, sino también con ejemplos históricos de asesinos famosos cuyas primeras manifestaciones fueron con animales, como el caso de Jeffrey Dahmer.

    De hecho, de acuerdo con el doctor Randall Lockwood, psicólogo, vicepresidente de Humane Society of the USA, casi todos los asesinos en serie cometieron actos de crueldad con animales. Ojalá se convenzan los senadores de la necesidad urgente de que el proyecto en cuestión sea convertido en ley, para que, a diferencia de intentos fallidos de años anteriores, no duerma el sueño de los justos en algún armario de la institución.

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorSenado aprueba cuatro préstamos
    Noticia siguientedParranda radio show celebrará aniversario en el Teatro La Fiesta