Culto al Bostonismo

    Todo quien me conoce sabe mi afición al Bostonismo, lo cual es transmitido a mis hijos y nietos. Esta afición se inicia en la serie mundial del año 1946, cuando se enfrentaron Medias Rojas y Cardenales, y a la cual concurrieron los dos más grandes bateadores de la época (Williams y Musial) cuyas actuaciones en ambos casos dejaron mucho que desear.

    En 1948 seguí la competencia quedando con un empate el Boston con el Cleveland, en el Este de la línea americana.  El campeón de esa liga se resolvió en un juego decisivo y extra en el cual el Cleveland obtuvo la victoria.
    Luego en el año 1949, llegamos al final de la serie faltando dos juegos finales en Boston, y los Medias Rojas con un juego de ventaja sobre los Yankees; desafortunadamente perdimos ambos encuentros.

    Mis etapas de gran gozo ocurrieron en los años 2004–2007, en los cuales obtuvimos los títulos de Campeones Mundiales, y donde las actuaciones de los dominicanos fueron extraordinariamente decisivas.

    Como podrá apreciarse, estas etapas de mi Bostonismo me han producido mucho más penas que alegrías, sin embargo,  jamás ni los míos ni yo perderemos esta gran afición.

    Estas remembranzas las hago para significar la gran satisfacción que tenemos por el gran papel que ha realizado nuestro equipo en los primeros dos meses de este año, que cuando no ha estado en primer lugar, ha estado en el segundo (32 ganados en los primeros 52 juegos), en un momento en que no se nos daba como favoritos.

    Las fotos que presentamos a continuación muestran hasta la saciedad todo cuanto he dicho, y constituyen para mí un tesoro inapreciable, ojalá que la posición que tenemos actualmente la podamos mantener hasta el final de este año.

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorYanquis ganan a Boston en regreso de Teixeira y Youkilis
    Noticia siguientePrueba de vinagre reduce muertes por cáncer cervical