Presupuesto 2014: mezcla austeridad con recuperación

    El Presupuesto del 2014 ya es realidad. Promulgado como la ley número 155-13 del 14 de noviembre del 2013, la iniciativa tiene la doble misión de promover la recuperación económica y controlar el gasto.De hecho, la iniciativa fiscal se convierte en la segunda de más temprana aprobación y promulgación, de los últimos cuatro. Sólo el presupuesto del 2012, promulgado el 24 de octubre del 2011, tuvo una conversión en ley más temprano.

    Con un monto elevado a RD$613,136 millones mediante una modificación a la propuesta original, el presupuesto del 2014 tiene el desafío de contribuir a la recuperación del crecimiento de las actividades productivas y al mismo tiempo continuar la aplicación de criterios de racionalidad en la asignación y ejecución del gasto del Gobierno Central.

    Los gastos corrientes, satanizados por quienes entienden que tienen poca incidencia en la creación de riquezas, representan algo más del 80% de los egresos presupuestados. Los gastos de capital, donde se sitúan las inversiones públicas, generalmente obras de infraestructuras, son de apenas un 19 y tanto por ciento.

    Por esas circunstancias, el  presupuesto del 2014 está muy condicionado por gastos preestablecidos, como son la asignación a la educación preuniversitaria del equivalente al 4% del producto interno bruto (PIB), el pago del servicio de la deuda pública y los voluminosos subsidios al sector eléctrico.

    La Dirección General de Presupuesto (Digepres) identifica otras importantes cargas que comprometen al presupuesto del 2014, el pago de las pensiones a civiles y militares, que incluyen al viejo régimen de la Seguridad Social, la profundización de los programas de la seguridad social, y Solidaridad. Esas actividades son responsables del crecimiento del gasto que se plantea, con relación al 2013.

    Los gastos corrientes programados ascienden a RD$ 399,776.5 millones, aproximadamente el 80% del total. Mientras que el gasto de capital se estima en RD$ 101,808.1 millones, casi un 20% del gasto presupuestado. En tanto, el gasto corriente refleja un incremento de 12.2% respecto al presupuesto de 2013 y 3.3% en el gasto de capital. El gasto de capital proyectado está constituido principalmente por RD$61,916.6 millones en Construcciones, RD$10,578.6 millones de activos fijos y RD$26,017.1 millones en transferencias de capital.

    Esos montos representan valores muy cercanos a lo presupuestado en 2013, lo que indica que el impacto desarrollista del presupuesto será de igual o menor proporción que el del año que finaliza.

    Crecimiento según la potencialidad sectorial

    Los diseñadores del presupuesto del 2014  plantearon que los principales objetivos asociados a la iniciativa están orientados a contribuir a la recuperación del crecimiento de las actividades productivas, “de acuerdo al potencial de la economía y a la generación de más y mejores empleos”, mediante la continuidad de la asignación de recursos públicos en actividades de la economía con mayor vinculación a la producción interna, manteniendo el equilibro de las cuentas fiscales. Como principio general, se plantea en el presupuesto del próximo año continuar la aplicación de criterios de racionalidad en la asignación y ejecución del gasto del Gobierno Central. En en la primera parte del 2013.

    Mantente informado

    Recibe en tu correo actualizaciones diarias
    de las noticias mas importantes de la actualidad.

    Compartir
    Noticia anteriorEl sello del paladar
    Noticia siguienteEl 2012 registra el mayor salto de la deuda pública