Prevención es el eje central del Consejo Nacional de Drogas

74
Guerrero Peralta dijo que trabajan por el bienestar del país.

El Consejo Nacional de Drogas (CND) es el organismo rector de las políticas de prevención contra el uso indebido de drogas en el país, creado mediante la Ley 50-88, en el año 1988.

Es una dependencia de la Presidencia de la República, que tiene como objetivo crear políticas públicas para la prevención del uso de drogas, diseñar, revisar, desarrollar e implementar la estrategia y campaña nacional contra el consumo, distribución y tráfico de drogas en el país.

Para el presidente del CND, Rafael Guerrero Peralta, la institución que preside está enfocada en la realización de alianzas estratégicas con todas las instituciones públicas que tengan que ver con el ordenamiento de la salud, para así contribuir en la reducción de la oferta y demanda de la droga, la cual califica como un mal que afecta grandemente a la sociedad.

La diferencia entre este organismo preventivo y la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) es que esta última se encarga de reprimir la producción, tráfico, distribución y el consumo ilícito de drogas y sustancias controladas en todo el territorio nacional.

El Consejo Nacional de Drogas inició sus actividades el 30 de mayo del 1988.

En una entrevista concedida a elCaribe, Guerrero Peralta explicó que la herramienta fundamental de la institución es el Plan Estratégico 2016-2020, donde están desarrollados todos los programas que se trabajan con las comunidades, y los programas específicos con el Ministerio de Educación. Además cuentan con programas internacionales.

Imparten varios talleres de sensibilización, y en lo que va de año han trabajado en más de siete provincias y sus municipios. “Nos toca a todos detener las drogas, no es un problema del Consejo Nacional, es un problema de todas las instituciones del Estado”, expresó Guerrero Peralta.

Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
¿Te gusta el contenido de este artículo?

Compartir
Noticia anteriorMejía dice corrupción arruina la credibilidad de partidos políticos
Noticia siguienteFunción de los padres y tutores en la moral y cívica