Gobierno y el sector privado garantizan abasto de combustible

En la Refinería Dominicana de Petróleo los despachos fluyen con normalidad.

República Dominicana tiene suficiente capacidad para suministrar combustible a la población, en estos momentos en que el Coronavirus es una pandemia que ha trastornado el normal desenvolvimiento mundial.

Tanto los números de la Refinería Dominicana de Petróleo (Refidomsa), que representa la parte estatal, como la parte privada, vía la Asociación Dominicana de Empresas de la Industria del Combustible (ADEIC), despejan –hasta ahora- las dudas que pudieran tenerse sobre el tema.

La capacidad de almacenamiento de Refidomsa es de 22 días y con nuevos tanques en que hay en construcción pasará a 30, según datos que ha ofrecido el presidente del Consejo de Administración, Felucho Jiménez. A agosto de 2019 la Refinería contaba con una capacidad de almacenamiento de petróleo crudo de 845,679 barriles. Y de productos terminados (desde fuel oil, que es el más pesado, hasta gas licuado de petróleo -GLP- que es el más liviano) tenía 1,458,000 barriles, contando todos los barriles que se habían ido construyendo desde el año 1972 hasta 2019.

Un elemento que se suma en la actualidad es que la demanda entra en picada, debido a las medidas anunciadas por el Ejecutivo para reducir la multiplicación del Coronavirus o COVID-19, mientras que la oferta se mantiene constante y los barcos que traen petróleo desde el exterior para la refinación continúan llegando. Esas medidas establecen cuáles empresas e instituciones podrán mantenerse operando y cuáles no. Por lo que la actividad se reduce a lo mínimo posible.

“No habrá problema con el combustible. Eso te lo puedo garantizar a ti y al país. Seguimos produciendo y es probable que la demanda disminuya y habría en consecuencia una oferta que superaría la demanda”, le dijo Jiménez al periódico elCaribe.

La Refinería Dominicana de Petróleo PDV se encuentra en un proceso de ampliación de su capacidad de almacenamiento, y lo hace en dos fases diferentes. En la primera ha estado ampliando la cantidad de tanques para almacenar productos líquidos, sobre todo gasoil óptimo, gasolina premium y el combustible de avión.
Con el aumento de esa capacidad, la empresa agregará 400,000 barriles, calculando que se construyen tres tanques. Uno de ellos es de 150,000 barriles para gasoil óptimo, otro tanque de 150,000 barriles para gasolina premium y un tercero para Jet A-1 o avtur (combustible de avión) con capacidad para 100,000 barriles. El presupuesto correspondiente a la construcción es de 15 millones de dólares.

Partiendo de los resultados de una simple operación aritmética, esos nuevos números que tendrá la Refinería agregarán un 33% (una tercera parte más) de capacidad de almacenamiento a la empresa. Más en detalle, eso quiere decir que por cada 100 barriles que hay actualmente en la Refidomsa, habrá entonces 133. En el caso del GLP, la capacidad actual de almacenamiento de la empresa, entre Haina y Azua (donde existe otra terminal) es de 127,000 barriles. Cuando los nuevos tanques de GLP estén listos, se podrá almacenar de manera adicional 250,000 barriles.

Exhortan no hacer aso a los rumores que circulen

La ADEIC informó que no se anticipa ningún desabastecimiento de combustible en el país y aseguró que las empresas que conforman la asociación se encuentran preparadas para mantener los volúmenes necesarios para cubrir la demanda en todo el territorio nacional, desde su importación, almacenamiento, transporte, distribución y venta final, incluso si se incrementara la misma. La organización recomendó a la población no dejarse influenciar con falsos mensajes que anuncien un desabastecimiento de combustible ya que la distribución continúa y continuará con normalidad. La ADEIC agregó que está en colaboración directa con Refidomsa y las autoridades.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir
Noticia anteriorEl trabajador en la crisis
Noticia siguientePetróleo de Texas rebota 23.8%; tuvo su mejor día