Pandemia de hambre amenaza a Latinoamérica y el Caribe

Compartir
Miguel Barreto.

Panamá. La emergencia del COVID-19 ha puesto a América Latina y el Caribe bajo la amenaza de una “pandemia de hambre.
El Programa Mundial de Alimentos (PMA) alertó que millones de personas no tienen comida, porque se quedaron sin trabajo y están fuera de las redes de ayuda social de los Estados
El director del PMA para América Latina y el Caribe, Miguel Barreto, destacó que si el año pasado había 3.4 millones de personas en inseguridad alimentaria severa en la veintena de países donde tiene presencia el Programa, en 2020 la cifra llegaría a 13.7 millones debido en gran parte al coronavirus.

Sostuvo que las mayores preocupaciones del PMA están áreas altamente vulnerables, con personas altamente dependientes de la agricultura de subsistencia, particularmente en la zona del Corredor Seco de América Central y también en Haití. “Y adicionalmente tenemos la situación del incremento del número de migrantes venezolanos en la región, que no solamente no tienen acceso al trabajo sino que tampoco tienen acceso a las redes de protección de los países”. Dijo que son poblaciones que ya venían sufriendo antes del COVID-19. “En Haití la cosa es más compleja ,porque no existe una infraestructura de protección social abierta, pero para nosotros la puerta de entrada son las escuelas que sirven como centros comunitarios en las zonas rurales”.

Agregó que el PMA está frente a una situación compleja y grave, debido a que en América Latina hay hasta 75 %, en algunos países, de trabajadores informales que no necesariamente están registrados en las redes de protección social y no tienen acceso a estas ayudas. “Los recursos muchas veces no necesariamente pueden salir de los propios Estados porque no tienen la capacidad financiera. Entonces a lo que apelamos es a mayores contribuciones financieras internacionales de nuestros donantes, eventualmente también a créditos blandos de las instituciones financieras a los países”, sostuvo.

Aliviar la deuda

Mientras el secretario general de la ONU, António Guterres, llamó a aliviar la deuda de todo país en desarrollo o de ingresos medios que lo necesite como consecuencia de la crisis causada por el coronavirus y a impulsar un plan de recuperación coordinado a escala global.

Propuso buscar acciones colectivas para responder de forma urgente en seis áreas, entre ellas el problema de la deuda soberana.

Dijo que las consecuencias económicas de la COVID-19 amenazan con causar una oleada de crisis de deuda que complicarían la respuesta a la enfermedad y frenarían los avances en materia de desarrollo durante años.

Guterres pidió también medidas para mejorar la liquidez en las economías emergentes ante la huida de capitales que se ha desencadenado con la pandemia y lanzar una clara señal de confianza para que se recuperen las inversiones en el ámbito del desarrollo sostenible, que están sufriendo un gran desplome con la crisis.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir
Noticia anteriorBoras a peloteros: digan no a la MLB
Noticia siguienteEl mundo supera 353,000 muertes por el coronavirus