Invasión de propiedad y seguridad jurídica

    Compartir

    Ayer, el Ministerio de Educación (MINERD) alertó a la ciudadanía, en particular a los residentes en Sabana Perdida, en el municipio Santo Domingo Norte, acerca de la acción de “desaprensivos” que el pasado domingo intentaron apoderarse de unos terrenos propiedad del Estado, en los cuales se construirá un politécnico.
    El MINERD advertía en especial a la ciudadanía porque los individuos no sólo intentaron apoderarse del bien público, sino que se lo ofrecían a la gente como si fuesen propios. Pero el Ministerio evitó que se materializara la ocupación con personal de la Policía Escolar en el sector El Bambú.

    MINERD explica que por la ausencia de militares el pasado domingo por el proceso electoral, los “desaprensivos” utilizaron tractores para preparar los terrenos para la venta a incautos.

    Es increíble que esa dependencia del Estado tenga que explicar que “posee los títulos de propiedad de los casi 60 mil metros cuadrados del terreno, por lo que ningún ciudadano o empresa puede apropiarse del mismo. Las personas que sean sorprendidas en ese delito serán sometidas a la justicia, además de que se dispondrá de vigilancia permanente para evitar mayores conflictos”.

    Como puede verse, la delincuencia organizada a diferentes niveles recurre a medios que pocos pueden imaginar para apropiarse de propiedades públicas o privadas.

    Y ni el mismo Estado está exento de sufrir agresiones de este tipo de delincuentes, que aprovechan períodos como el actual, de transición, o cualquier otra época, sea Semana Santa y hasta un fin de semana largo, para cometer estos actos.

    En pocas palabras, hablamos de inseguridad jurídica que tanto afecta a la propiedad en la República Dominicana, que en estos días se ve zarandeada por esta clase de individuos.

    Precisamente, el municipio de Santo Domingo Norte es una de las zonas donde se producen este tipo de apropiaciones al margen de la ley, que suelen ser evitadas por la respuesta oportuna de la Policía Nacional, que acude en atención a las quejas de las víctimas.

    Las actuales autoridades gubernamentales y las que están en vías de asumir al poder, deben estar conscientes de este problema que tanto afecta el clima de inversiones, sobre todo, porque muchos invocan a los políticos para cometer sus fechorías.

    Mantente informado

    Recibe en tu correo actualizaciones diarias
    de las noticias mas importantes de la actualidad.

    Compartir
    Noticia anteriorSe quedó en su PLD
    Noticia siguienteDe posturas y actitudes revolucionarias