“Las APP serán fundamentales para salir de la crisis económica”

Compartir
Sigmund Freund es el primer incumbente de la nueva institución.
Hay proyectos contemplados para realizarse con fondos de pensiones

Donde funcionaba la disuelta y cuestionada Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISEO) ahora funcionará la Dirección General de Alianzas Público Privadas (DGAPP) bajo la dirección del abogado de 43 años Sigmund Freund. El ahora funcionario dice que ya está acostumbrado a explicar el origen de su nombre, porque es la pregunta segura de casi todo nuevo conocido, pues solo lo separa una letra del nombre y apellido del famoso padre del psicoanálisis, Sigmund Freud. “Mi abuelo fue un alemán perseguido en la Alemania Nazi y emigró a Sosúa, Puerto Plata, a la colonia de los Judíos en el 1942. Se llamaba Sigmund Freund. Mi papá también se llamaba así, yo me llamo así y ahora mi hijo también lleva ese nombre”.

Concluida la explicación sobre su origen, entramos a un tema que también tendrá que explicar mucho, las APP (Alianzas Público Privadas) y pasará a la historia por ser el primer director de la nueva entidad que entra al organigrama del Estado, la DGAPP. Freund expresa que no solo quiere ser recordado por ser el primer director de esa institución, sino por dejar un legado de transparencia y buenos proyectos para el desarrollo del país. Por la importancia que le ha dado el presidente Luis Abinader a las APP, se avizora que esa sigla se pondrá en moda pronto en el nuevo gobierno.

¿Cuál será la función de la Dirección General de Alianzas Público Privadas (DGAPP)?
Hay gente diciendo que el presidente Luis Abinader creó una dirección nueva y no es así. Está creada desde el febrero mediante la Ley 47/20 de Alianzas Público Privadas (APP) que ordenó la creación de la dirección que va a encargarse de estructurar y fiscalizar los proyectos de alianzas público-privadas, pero no se había sido designado a nadie.

¿De qué se encargará la DGPP?
La Ley 47/20 lo que viene es a regular por primera vez algo que ya existía que son los proyectos de colaboración del sector público y privada que son para proyectos de infraestructura o proyectos de servicio. Un ejemplo de alianza público privada es Ege Haina, que es de participación mixta en la que el gobierno tiene el 40 y pico de las acciones y el sector privado más del 50%, eso es una alianza público privada y que ha sido muy productiva para el Estado. Lo que pasa es que no existía una ley que regulara todos esos procesos y esta ley lo que vino fue a centralizar mediante un proceso único y una institución única todos los proyectos de alianza pública privada.

¿Hay proyectos de APP en discusión?
El propio presidente lo anunció el 16 de agosto. Está la autopista del Ámbar Santiago-Puerto Plata, el Puerto de Manzanillo y el desarrollo turístico de Pedernales. En el caso de Pedernales como los terrenos ya son del Estado, aquí la idea es que el Estado aporte de esos terrenos en un fideicomiso y reciba por parte del sector privado capital para desarrollar las infraestructuras, carreteras, agua, electricidad, y luego serían las 3 mil habitaciones a desarrollarse en 3 años. En el caso del Puerto de Manzanillo ya hay estudios recientes realizados por el BID que dicen que se puede hacer porque no solo es el puerto, se habla de un centro de logística, zona franca, depósito de combustibles y hasta generación eléctrica. También sería como un cordón en la frontera para frenar la migración haitiana creando empleos no solo para los dominicanos, sino también para los haitianos. También tenemos en agenda la construcción de acueductos.

Hay comentarios de que se podrían privatizar los acueductos ¿Podría explicar el alcance de las alianzas para desarrollar ese tipo de proyectos?
Hay mucha aprehensión por parte de la ciudadanía cuando se habla de que el sector privado va a participar, y uno de los retos que tenemos aquí en la institución es tratar de desmontar eso. Lo que se haría es que en lugares como Bávaro, donde se necesita un acueducto y una planta de tratamiento, allí los hoteles han tenido que instalar plantas de tratamiento individual, porque no existe, entonces es una necesidad para el turismo y una inversión de cerca de tres millones de dólares que el Estado en este momento no tiene para invertirlos. En ese tipo de proyectos lo que se hace es una alianza público privada y se discuten las condiciones en las que se va a participar y el sector privado hará la inversión inicial, luego se buscarán capitales.

¿Cómo se devolverá esa inversión?
Tiene que haber un retorno, porque el sector privado no invierte de manera gratuita. En este caso el sector público, en lugar de recibir una rentabilidad como socio de la empresa, lo que hará es que se subsidie su participación con la tarifa que le llegue al usuario común. No hay que tener temor de que se va a privatizar el agua, no es así.

¿Cómo ha sido la experiencia de diseñar una institución y ponerla a funcionar?
Ha sido una experiencia interesante que ahora estamos desarrollando. Ha sido un gran reto, porque no teníamos asignación presupuestaria, porque como fue creada este año no entró en el Presupuesto, sino para el del 2021. Hemos logrado que se incluya una partida de 66 millones para la Dirección. No es lo que aspirábamos, pero con eso iniciamos a trabajar. La parte de estructurar la institución tenemos el enfoque de que esta institución no puede ser muy grande, primero, porque no lo amerita, y segundo, por la situación económica. Tendremos un personal técnico que pueda hacer el trabajo y enfoque de contratos de consultoría que la ley lo permite y el propio reglamento lo prevé dependiendo de las necesidades de los proyectos a desarrollar.

¿Cuál será el papel de esta institución en el relanzamiento de la economía en medio de la crisis?
Será fundamental, el propio presidente ha hablado de generar empleos, pero en los últimos datos de la seguridad social indica que se han perdido 500 mil empleos. Él prometió 600 mil, pero hay que crear 500 mil para llegar a donde estábamos. Eso solo se puede lograr con la inversión en proyectos para generar empleos y es la mejor manera de reactivar la economía, especialmente a través de proyectos de infraestructura grandes y solo es posible, en este momento, con alianzas público-privadas.

¿Plantean utilizar los fondos de pensiones en algunos proyectos?
Claro. Esos recursos están siendo subutilizados solo comprando bonos en el Banco Central y eso no genera ni un solo empleo, pero con proyectos APP sí se reactiva la economía, porque genera empleo formal y empleo informal. El rol que jugará la institución será fundamental. Por eso, el presidente lo dice y lo repite, es el momento de invertir en la República Dominicana.

¿Por qué el presidente lo designó en este cargo?
No era mi primera opción, pero el presidente me pidió que lo asumiera por el rol que esta institución va a jugar.

La Ley
La Ley 47/20 lo que viene es a regular por primera vez algo que ya existía que son los proyectos de colaboración del sector público y privada”.

Legado
Mi aspiración es dejar un legado de transparencia y buenos proyectos para el desarrollo del país. Lo material pasa a un segundo plano”.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir
Noticia anteriorDios es mayor
Noticia siguienteCancelan pelea de Puello por falta visa de trabajo