Registro

cerrar
Sexo
¿Eres suscriptor del periódico El Caribe?

Registro

cerrar

¡Gracias por registrarte!

En breve recibirás un correo de confirmación en la dirección que indicaste en el formulario de registro.

Ingresar

cerrar

Debes estar registrado en nuestro sitio web para ver este contenido. ¡Es completamente gratis! Para registrarte haz click aquí

El Caribe

Producción

Ponseré: fruta que promete para el comercio dominicano

-

El Idiaf y una misión de Taiwán están a la cabeza de la producción en el país

Yily Martínez, técnico del Idiaf, se involucra cada día en los distintos procesos que envuelven la producción del ponseré.
Yily Martínez, técnico del Idiaf, se involucra cada día en los distintos procesos que envuelven la producción del ponseré. (Danny Polanco)

El país tiene condiciones climatológicas propicias para producir con fines comerciales una fruta conocida por poca gente, pero con condiciones especiales  para su cultivo. Se denomina jujube o ponseré.El ponseré es un fruto criollo que a simple vista y cuando tiene su color verde parece una pequeña manzana, y maduro podría parecer una ciruela. Suele darse en los montes y por eso no es común su conocimiento, sin embargo, la Misión Técnica de Taiwán introdujo la fruta a República Dominicana con una panorámica un tanto diferente, una producción masiva, un tamaño mayor y un producto más jugoso y más dulce. El ponseré local suele ser más agrio.

El desconocimiento del público ha llevado la idea a muchas personas de que el producto envenena, sin que esto sea cierto. El jujube introducido por los taiwaneses es estudiado y fomentado en la Estación Experimental de Frutales Baní,  del Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y Forestales (Idiaf).

Los terrenos del sur dominicano por sus características de clima cálido y más escasos de agua que otras zonas, son adecuados para el cultivo de la fruta, explica Yily Martínez, ingeniera en Tecnología de Alimentos y técnico de apoyo del Idiaf. A la planta tampoco le conviene mucho que se limite su crecimiento, por eso suele verse bien desarrollada y amplia si las condiciones son adecuadas. Producir ponseré puede ser una actividad rentable, porque es una fruta de producción masiva durante todo el año. Previamente habría que realizar una efectiva labor de mercadeo, tanto en el país como en tierras extranjeras.

Hasta ahora, según el Idiaf, no se han identificado productores de ponseré en el país, más que un taiwanés que tiene varias matas justo en Baní.

“El ponseré es un árbol masivo en cuanto a su crecimiento y producción de frutas. Su manejo es un tanto costoso y de mucho trabajo porque amerita con frecuencia retirar todas las frutitas que excesivamente nacen. Eso posibilita que las que quedan adquieran un mayor volumen”, explica Martínez a un equipo de periodistas de elCaribe, que estuvo en el terreno donde está la producción de ponseré. Según sus conocimientos, en el proceso de producción es importante aplicarle a la planta bastante potasio, fósforo y calcio, de suerte que el resultado sea una fruta dulce. Y agrega que “el agua le hace bien y le hace mal, porque si la contiene en exceso no toma buen sabor, más bien sabe a agua. Si está controlada el agua y recibe una adecuada cantidad de abono, entonces adquiere buen dulzor”. Actualmente, el ponseré solo lo consumen los taiwaneses, pero maduro. Con él elaboran sopas, guisos (como carne), entre otros. Esos ciudadanos vienen al país, compran la fruta que se produce en la finca del Idiaf y la venden en su país. La libra cuesta unos 30 pesos. Una libra es el equivalente a 10 ó 15 frutas, cada planta produce inmensidades. Todo esto, según explicaciones de Yily Martínez.

Ingesta

En República Dominicana se recomienda consumir la fruta de manera fresca, así como se consume, por ejemplo, una guayaba, una uva o una manzana, solo con lavarlas.

Se han hecho experimentos para la fabricación de vino y, por tanto, Martínez sugiere que también podría explorarse esa posibilidad en este país. Son dos vertientes que resultarían factibles, según su punto de vista.

Lo ideal sería que si una persona decide producir ponseré tenga de 25 tareas en adelante, cantidad suficiente, por lo menos, para embarcarse en la idea de abrir un mercado. La planta comienza a producir luego de un año y medio y según el trato puede permanecer dando frutos por lo menos diez años con rendimiento adecuado. A diferencia de otros cultivos, a éste el productor puede aplicarle poda severa. Cuando esto ocurre se tiene prácticamente una planta nueva. l

Unidades por tarea y las propiedades

El ponseré puede plantarse a 13 plantas por tarea, explica la experta Yily Martínez, del Idiaf. La piel del fruto es inicialmente de color verde claro y toma un color marrón rojizo cuando está maduro. Cuando está fresco, la pulpa es verde claro y amarillo pálido, de textura harinosa, parecida a la de la manzana, y dulzona. Existen variedades injertas que producen frutos de cinco y seis centímetros de longitud, de 60 a 150 gramos.

Las explicaciones ofrecidas indican que el ponseré es rico en azúcares y contiene una importante cantidad de vitamina C. Por eso, debido a su valor nutricional es consumido como fruta, natural o disecada. También se ha utilizado como expectorante y como remedio contra afecciones respiratorias, de la garganta , faringitis y laringitis, ya que tiene propiedades expectorantes y emolientes. El tamaño del ponseré depende de la humedad que haya tenido el arbusto. Es una planta caducifolia (pierde su follaje en una etapa del año).


ADEMÁS EN PANORAMA




GALERIA DE FOTOS:

X
Anterior - 1 de 1 - Siguiente


Compartir por Correo Electrónico

cerrar