Ampliarán áreas para tratar más contagiados

El Ministerio de Salud Pública realizó ayer un operativo de detección de coronavirus en el barrio Cristo Rey de la Capital, como parte de la intervención de las autoridades en el Distrito Nacional, debido al incremento de contagios con el virus.

El ministro de Salud Pública, Rafael Sánchez Cárdenas, anunció que debido al incremento de los casos de coronavirus por a la implementación de las primeras dos de las cuatro fases de la desescalada, se tendrá que ampliar la capacidad hospitalaria para acoger a los pacientes.

Sánchez Cárdenas dijo que en la medida en que los casos fueron bajando y se fue implementado en plan de apertura muchas clínicas y hospitales fueron cerrando las salas dedicadas a la atención exclusiva de pacientes de COVID-19, por lo que con la nueva situación dichos espacios tendrán que ser rehabilitados.

“Estamos induciendo a que abran de nuevo y que estemos alerta con la nueva apertura que se va a producir porque eso es más gente para la calle y si viene el turismo, más gente vamos a tener”.

Indicó que el monitoreo de los grandes centros públicos y privados de salud revela que ha habido un incremento de hospitalizaciones e ingresos a las Unidades de Cuidados Intensivos, que pasó de 40 a 51% en el caso de las hospitalizaciones y de 38 a 43% en UCI.

“Donde hay mayor impacto es en el Gran Santo Domingo, donde está el gran desafío ahora en la sociedad de controlar, aminorar el impacto que tiene la enfermedad con estos operativos y las acciones para junto a la sociedad identificar a los sospechosos”, explicó el funcionario, quien detalló que las brigadas que van casa por casa en busca de pacientes sintomáticos para la realización de pruebas y al término de cada jornada se procede a la desinfección de espacios públicos en horas de la noche.

Retrasos limitan saber cifras exactas

Los reiterados retrasos de las clínicas y hospitales en la notificación de los fallecidos por coronavirus durante la epidemia impiden a la población saber con certeza cuántas muertes ocurren diariamente a causa de la enfermedad en el país.

El propio ministro Rafael Sánchez Cárdenas admitió ayer que los 18 fallecidos reportados el pasado martes en el boletín 90 no corresponden a ese día, sino que estaban en proceso de reporte y fueron incorporados tardíamente a las estadísticas del Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica (SINAVE).

“Los 18 casos de ayer, no son casos que murieron ayer sino que estaban en proceso de reporte tardío, que usted ve en las ruedas de prensa que le he estado ratificando a clínicas y hospitales que tienen que acogerse a la normativa que establece 24 horas para hacer el reporte al Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica”, afirmó el funcionario, quien ha dicho que los retrasos pueden ir de uno hasta tres meses. Dijo que los reportes oportunos permiten tener efectividad en el control de la enfermedad y cierran el paso a aquellos que quieren usar la epidemia para hacer política.

“Eso responde a la manera en que opera el sistema. (El Ministerio) de Salud Pública no es quien fabrica muertos ni enfermos, nosotros recibimos de las instituciones del sistema los reportes de lo que cada una hace. Nosotros verificamos esos casos y luego, esa data es ofrecida a la población”, dijo al encabezar la continuación de los operativos que se realizan en el Distrito Nacional hasta el próximo sábado y que ayer se desplegaron en Cristo Rey, La Agustina, La Agustinita y el Ensanche La Fe.

De hecho, del total de 635 defunciones provocadas durante la pandemia, sólo 388 fueron confirmadas por PCR y las 247 restantes quedaron tipificadas como casos probables, según se aprecia en el boletín 91 publicado ayer.

Según el funcionario, el incremento de casos que se observa en el Gran Santo Domingo, convertido actualmente en el epicentro de la epidemia, y que por sí solo, registró 405 de los 540 casos nuevos reportados en el boletín de ayer, obedecen a la búsqueda activa de casos y el incremento de las pruebas PCR realizadas, en medio de una reapertura económica que ha implicado la reintegración laboral de más de un millón de personas.

Sostuvo que la tasa de positividad que, ayer se colocó en 18.94%, continuará creciendo progresivamente en la medida en que se siguen localizando a los nuevos contagiados, a los cuales se pondrá bajo tratamiento y custodia para cortar la transmisión del virus.

Declararán estado de epidemia nacional

A más de tres meses de la llegada del virus al territorio nacional, Sánchez Cárdenas anunció que trabajan en la elaboración de una resolución para hacer la declaratoria del estado de epidemia nacional y las medidas adicionales con relación al uso de las mascarillas. El artículo 69 de la Ley General de Salud 42 01, faculta al Ministerio de Salud Pública a que en el caso de epidemia o peligro de epidemia a determinar las medidas para proteger a la población. Asimismo, Rafael Sánchez Cárdenas informó que hasta las 6:00 de la tarde del miércoles, se habían reportado dos fallecimientos y el total de casos activos era de 9,717, de los cuales, habían 2,743 personas hospitalizadas, 162 de ellas en UCI y las 6,974 restantes estaban en aislamiento domiciliario. Tras el alta de 77 pacientes, el número de recuperados ascendió a 14,293.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

  • Etiquetas
  • d5
Compartir
Noticia anteriorSupremo de EEUU salva el programa para “soñadores”
Noticia siguienteAbinader presenta un plan nacional de transporte para RD