Registro

cerrar
Sexo
¿Eres suscriptor del periódico El Caribe?

Registro

cerrar

¡Gracias por registrarte!

En breve recibirás un correo de confirmación en la dirección que indicaste en el formulario de registro.

Ingresar

cerrar

Debes estar registrado en nuestro sitio web para ver este contenido. ¡Es completamente gratis! Para registrarte haz click aquí

El Caribe

Luto

Cuba pierde al laureado pianista Bebo Valdés

-

Reconocidos músicos dicen que con su partida, el piano perdió a una de las máximas figuras de América

En esta foto del 9 de octubre del 2008, el pianista cubano Bebo Valdés recibe una placa conmemorativa por un millón de copias vendidas de su disco con Diego el Cigala “Lágrimas negras”.
En esta foto del 9 de octubre del 2008, el pianista cubano Bebo Valdés recibe una placa conmemorativa por un millón de copias vendidas de su disco con Diego el Cigala “Lágrimas negras”. (AP )

Bebo Valdés, el gran pianista y arreglista que a principios de los años 50 tuvo “el honor de hacer el primer jazz de Cuba”, falleció. Tenía 94 años. Valdés murió ayer en Suecia, donde vivió más de 40 años, confirmaron a la AP la Sociedad General de Autores Españoles y la publicista de su hijo, el también afamado músico Chucho Valdés, sin especificar la causa.

“Consulté con la esposa de Chucho y me confirmó que Bebo falleció hace unas dos horas en Suecia”, dijo la publicista Cindy Byram a The Associated Press. “No estaba en condiciones de discutir más que eso, así que desafortunadamente no puedo proporcionar más detalles”.

Chucho Valdés, radicado en su natal Cuba, se encontraba en España pero no pudo ser localizado de inmediato. Hace unos años padre e hijo realizaron una gira española para celebrar las nueve décadas de vida de Bebo. Nacido el 9 de octubre de 1918 en la población cubana de Quivicán, Dionisio Ramón Valdés Amaro, su verdadero nombre, estudió música en el Conservatorio Municipal de La Habana y trabajó como arreglista para la emisora Radio 1010, propiedad del Partido Comunista.

 En 1948 inició una década de éxitos como arreglista y pianista del famoso club Tropicana, lo que consideraba como “el momento decisivo” de su carrera, entre otras cosas porque le dio la oportunidad de viajar por el mundo. Y en 1960, poco después de que Castro asumiera el poder, decidió dejarlo todo y abandonó la isla por México.

Eventualmente fijó su residencia en Suecia, aunque en el 2007 se mudó temporalmente al pueblo andaluz de Benalmádena, en la Costa del Sol española. “No me gustaba el régimen y no me gusta. Por eso me fui y por eso no vuelvo” a Cuba, aseveró en una entrevista con la AP en el 2005 en la que reconoció, empero, que esa fue la decisión más difícil que tuvo que tomar en su vida.

Grandes colaboradores

Aunque vivió décadas alejado de su patria, siempre se mantuvo fiel a sus raíces. Al menos musicalmente. “Siempre me he inspirado, desde que me fui de Cuba, en el sabor de mi tierra”, aseguró el ganador de múltiples premios Grammy y Latin Grammy, entre otros reconocimientos.

El incansable músico produjo decenas de discos hasta el último momento. En el año 2000, el director español Fernando Trueba lo convirtió en el eje de su cinta musical sobre el jazz Calle 54. Poco después, obtuvo gran éxito con el álbum Lágrimas negras, grabado con el cantaor de flamenco Diego “el Cigala”.
Además, fue protagonista del documental El milagro de Candeal, rodado en la favela brasileña de Candeal junto Carlinhos Brown.

A los 90 años se midió nuevamente por un Latin Grammy, junto con Javier Colina, en la categoría de mejor álbum instrumental por Live at The Village Vanguard. “Yo nunca espero las nominaciones y, por eso, siempre son doblemente agradecidas”, expresó a la AP en octubre del 2008.

Personalidades de la música resaltan sus aportes

Catana Pérez viuda de Cuello
Investigadora de la música
Es una gran pérdida para la música, tanto para República Dominicana como para el mundo que acogió sus creaciones. Al mismo tiempo, quedará un maravilloso recuerdo por ese legado que nos dejó y que podrán conocer las nuevas generaciones.

Manuel Tejada
Pianista y productor musical
Bebo es el tronco de una familia de artista, como Chucho Valdés, es una pérdida muy grande, fue una persona que pude conocer, admirar y lo pude ver tocar. Es una gran pérdida, muy lamentable, para la música, sobre todo para América Latina.

Sandy Gabriel
Saxofonista
Indudablemente, la música pierde con Bebo Valdés a un gran percursor de los ritmos latinos. Por suerte, ha dejado un buen legado, su hijo Chucho Valdés. Su partida genera un vacío irreparable, aunque él tuvo la dicha de celebrar sus 94 años.


Noticias relacionadas



ADEMÁS EN GENTE




GALERIA DE FOTOS:

X
Anterior - 1 de 1 - Siguiente


Compartir por Correo Electrónico

cerrar