BM: “Muchas veces los incentivos van a quien no los necesita”

Compartir
Los expertos participaron en el panel organizado por los industriales de Herrera.

El representante local del Banco Mundial (BM), Alessandro Legrottaglie, planteó ayer que República Dominicana es uno de los países que recaudan menos en término de impuestos y que existe una alta tasa de exención y de fraude de error.

“Es debido, en parte, a una administración que no es bastante moderna en su administración de impuestos. Pero también hay una necesidad de revisar, por ejemplo el sistema de exenciones.
Lo que los datos y los estudios del Banco Mundial dicen es que los incentivos fiscales muchas veces no van a las personas que los necesitan y no están enfocados en los pobres y los más vulnerables”, expresó Legrottaglie, quien junto a otros expertos en temas tributarios participó en un panel organizado por la Asociación de Empresas Industriales y Provincia Santo Domingo (AEIH), que dirige Antonio Taveras.

Los demás panelistas fueron Germania Montás, exdirectora de Impuestos Internos; el especialista en finanzas públicas Nelson Suárez, y Ernesto Selman, vicepresidente ejecutivo del Centro Regional de Estrategias Económicas Sostenibles (CREES).

Suárez aseguró que “el actual arreglo fiscal que tiene el país ya dio lo que iba a dar” y advirtió que el sistema tributario responde muy poco a la dinámica de la economía dominicana. Tenemos un sistema tributario que es muy inelástico. Tenemos una presión tributaria que prácticamente está estacionada entre el 13.8 y el 14% en los últimos 18 años. Tenemos un problema con la temática de los recursos que tiene que dedicar el Gobierno todos los años para cubrir el servicio de la deuda, que cada vez se hace más grande”, sostuvo Suárez. Mientras, el presidente de la AEIH reiteró que favorece una reforma fiscal, pero dejó claro que no es suficiente con someter a presiones innecesarias a los micro, pequeños y medianos empresarios y comerciantes, que están generando riqueza y empleo y que no es necesario perseguirlos como si fueran evasores consuetudinarios y no actores productivos que muchas veces solo necesitan acompañamiento.

“Tampoco basta con inventarse los llamados parches fiscales con la finalidad de obtener recursos frescos y rápidos para tratar de cubrir apuros diarios y déficits fiscales del Gobierno, producto de malas prácticas gerenciales, dispendio y hasta de prácticas corruptas que desangran al Estado y empobrecen y defraudan a nuestra sociedad”, apuntó Taveras.

El economista Selman dijo: “Los proyectos de ley que hemos presentado a la sociedad corresponderían al pacto fiscal y si se aprueban se sellaría el pacto fiscal”.

Una brecha consistente desde 2008 hasta ahora

De su lado, Germania Montás destacó en la actividad, efectuada en el hotel El Embajador, del Distrito Nacional, que hay una brecha que ha sido consistente desde el 2008 hasta la fecha de gastar más que los ingresos y se debe reducir esa brecha. Planteó que la solución debe enfocarse por atacar ambos temas, y que debe existir una vocación de racionalizar el gasto y también debe haber una reforma que toque la parte de los ingresos.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

Compartir