Enfermos con cáncer carecen de medicamentos y atención debido a la covid-19

Compartir

México, (EFE).- Los enfermos de cáncer sufren desde hace casi un año una preocupante escasez de medicamentos y retrasos en sus diagnósticos y tratamientos por la pandemia de la covid-19, lo que pone la vida de miles de personas en una situación limite en América Latina.

"El cáncer es una enfermedad que sigue avanzando pese a la pandemia, sin embargo, el coronavirus ha agravado la situación emocional, social y de salud de las personas que padecen cáncer en México y América Latina", explica a Efe Adela Ayensa, directora ejecutiva de Fundación Salvati.

Con motivo del Día Mundial Contra el Cáncer que se celebra el 4 de febrero, Ayensa asegura que los pacientes de cáncer en la región han interrumpido sus tratamientos principalmente por el miedo que tienen de acudir a los hospitales, pues la mayoría de ellos se han reconvertido para atender a pacientes con la covid-19.

Socorro García, paciente con cáncer, reconoce que por miedo no iba a la consulta porque tenía que trasladarse en transporte público.

"Ahora voy en Uber, pero tuve que hacer mis estudios clínicos en otro lugar porque no me agendaban cita para hacerlos en mi clínica. Y aún así me costó trabajo, no me querían atender en mi hospital porque se había reconvertido a covid", lamenta.

Ayensa detalla que esta situación también ha incidido en la detección oportuna "pues muchas personas optan por permanecer en casa y han pospuesto sus controles médicos de rutina".

Christian Camacho Limas, médico oncólogo, asegura que la covid-19 también ha impactado en la atención primaria de los pacientes.

"Debido al coronavirus, en general se disminuyó el ritmo de chequeos y se presentó un retraso en los tratamientos, las personas no se están diagnosticando o sus accesos a quimioterapias se están retrasando", afirma.

Enfermos pasan a segundo plano 

El cáncer es la segunda causa principal de muerte a nivel mundial y una de las principales causas de mortalidad en América Latina.

Tan solo en México en 2020, se estima que se registraron 195.499 nuevos casos de cáncer y es la tercera causa de muerte en el país.

A pesar de ello, la pandemia ha dejado en segundo plano a los pacientes. "Hemos olvidado a toda la población que tiene cáncer", señaló a Efe Karla Michel, fundadora la asociación DIRKAM, que atiende a pacientes con cáncer de mama en el estado mexicano de Guanajuato.

Según una encuesta de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), los servicios de salud ambulatorios se han visto parcialmente interrumpidos en el 64 % de 28 países de Latinoamérica con motivo de la pandemia y porque principalmente se ha reasignado al personal de salud para atender el coronavirus.

Mauricio Becker, líder del área médica de oncología en Pfizer México, señaló que se estima que en Latinoamérica la asistencia a consultas de todas las especialidades disminuyó un 52 % en lo que va de pandemia, mientras que la consulta oncológica tuvo una reducción del 47 %.

"Eso llevó a que se redujera el diagnóstico de cáncer", indicó.

Gladys Miranda, paciente de cáncer, afirma que en México el problema es que se están cancelando citas porque "nos piden que reagendemos. En clínicas han quitado cirugías, han cancelado tratamientos".

"Así como se hicieron clínicas covid, ¿por qué no hacen clínicas que nos atiendan a pacientes con cáncer para que no se cancelen tratamientos?, se pregunta Miranda.

Se agudiza desabastecimiento 

Una de las consecuencias que ha dejado la crisis por coronavirus es un mayor desabasto de medicamentos en países como México y Argentina.

Israel Rivas, papá de una niña con leucemia linfoblástica aguda, asegura que "estamos viviendo una de las peores etapas" en el desabasto de medicamentos.

Agrega que existen hospitales donde escasean los medicamentos y recuerda que una mamá le contactó para decirle que en su clínica del IMSS (Instituto Mexicano del Seguro Social) en Mazatlán, no tenían ciclofosfamida para el tratamiento de su hijo.

Los problemas con el suministro de sustancias como metotrexato, vincristina y ciclofosfamida comenzaron, de acuerdo con los padres de los pequeños pacientes, a principios de 2019 y hasta ahora la entrega de las sustancias sigue sin regularizarse.

"La covid ha sido un pretexto, es lo que vemos porque seguimos en las mismas, llevamos más de dos años de desabasto de los medicamentos para que lleguen en tiempo y forma, se interrumpen el tratamiento de los pequeños y esto es grave para su salud", lamenta.

Especialistas y activistas hicieron un llamado a autoridades de salud y a la sociedad a generar conciencia de la importancia de ver las necesidades de los pacientes con cáncer.

"El cáncer sigue avanzando a pesar de la pandemia. Queremos que la gente se acerque a los médicos, para saber cómo seguir llevando su tratamiento, que sepan a dónde acudir si tienen algún síntoma", señala el doctor Becker. EFE

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

Compartir