PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

El magistrado Luis Henry Molina dijo que hay sedes judiciales donde ya no existe este problema

La mora en el sistema judicial dominicano, un grave problema que afecta desde hace muchos años, está en camino de desaparecer.

La estimación es del presidente del Consejo del Poder Judicial y la Suprema Corte de Justicia, Luis Henry Molina, quien definió la mora judicial como un cáncer. “Una justicia que tiene mora es una justicia tardía, y una justicia tardía no es justicia”, dijo.

Es por esto que, explicó, están trabajando para su eliminación, y aunque no puede decir que está erradicada por completo, sí puede asegurar “que pronto no tenemos mora en la República Dominicana”.

Le recomendamos leer:

La Suprema trabaja en mejorar acceso a la justicia, dice Molina

En una entrevista especial en el Almuerzo elCaribe-CDN, Molina aseguró que el plan que está aplicando ha dado buenos resultados, y que como ejemplo se puede apreciar que en los distritos judiciales de Barahona, San Juan, Puerto Plata y próximamente en Montecristi este problema de retraso ya no existe.

Además, en el segundo semestre de este año la Suprema Corte de Justicia tiene previsto terminar con todos los expedientes pendientes al 2019, con lo que aseguró que “no estaríamos técnicamente en mora”.

Lo que ha permitido esto es la digitalización de los procesos judiciales, aseguró el magistrado Molina.

“La pandemia dio una posibilidad de que pudiésemos digitalizar todo lo que entra al Poder Judicial, podemos cuantificar todo lo que está en el Poder Judicial, pero además, permite que todo lo que sale del Poder Judicial tenga firma electrónica, resoluciones, sentencias, autos”, dijo Molina durante la entrevista que fue conducida por los directores de elCaribe y CDN, Nelson Rodríguez y Alba Nely Familia, respectivamente, junto al jefe de Redacción de apertura de elCaribe, Héctor Marte y la periodista Julissa Céspedes.

“Es la institución del país (el Poder Judicial) que más manejo de firma electrónica tiene hoy en día, esto nos permite controlar la entrada y la salida y hoy en día podemos saber cuál es la mora a nivel nacional de todos los tribunales”, agregó.

Causas de la mora

El presidente del Consejo del Poder Judicial y la Suprema explicó que la mora tiene múltiples causas y depende en la materia en la que trabaja. Citó como ejemplo que en lo penal es cuando no se cumplen con los plazos procesales establecidos en el Código Procesal Penal.

“Muchas veces produce retardo la falta de notificación, porque no se ubica a las personas que intervienen en el proceso, produce el retardo la falta de llevar a las personas privadas de libertad al juicio, todo esto que se tiene que ir trabando ya se está trabajando sistemáticamente para ir reduciendo, yo no le puedo decir que con una varita mágica se ha solucionado, se ha ido reduciendo significativamente”, precisó el juez.

La mala distribución de los jueces en el país es otro tema que puede producir los retrasos, agregó Molina.

Otro asunto que ha estado cambiando en el Poder Judicial es la digitalización de los procesos. La pandemia hizo que los planes de virtualidad se tuvieran que adelantar. Molina informó que actualmente el 80 por ciento de los juicios son virtuales y que la mayoría de los abogados prefieren esta opción.

Precisó que los juicios virtuales estaban previstos para comenzar a implementarse dentro de cinco años, pero que dada la situación, rápidamente se vieron en la obligación de aplicarlos y comenzaron a crear las condiciones en los tribunales para aquellas personas que no tienen acceso al Internet.

Cambio de mentalidad

Pero para todo esto, manifestó el juez presidente, hay que tener un cambio de mentalidad. Dijo que la oposición que se ha presentado es normal ante nuevas circunstancias.

“Hemos ido mejorando y ya hoy en día los juicios se han ido consolidando y la gente aprendió a usarla y hay menos tensión para la gente, estamos en medio de una pandemia, ya hoy nos vamos acostumbrado, pero en aquel momento no sabíamos… hay una resistencia normal, por miedo, por no saber hacia dónde va esto, porque hay realidad, hay pirámide en el ejercicio profesional de personas que tienen una brecha digital y estamos trabajando para ello, hemos montando un programa”, indicó Molina.

“Hay cambios de visiones que hemos tenido que ir haciendo, porque la pandemia cambió las cosas en que debíamos hacer las cosas, no habíamos pensado que íbamos a digitalizar todos los expedientes de la manera como lo hemos hecho ahora, pero ahora hay que tener claro que se digitaliza al inicio del proceso, por eso tenemos un proyecto de digitalización donde se van a digitalizar absolutamente todos los expedientes que están activos en los tribunales. La digitalización no es un tema tecnológico, es un tema también de cambio de mentalidad, de procesos de trabajo, eso ha ido generando casos”, destacó.