Vincho le aconseja al Presidente no hacer caso a los chismes

Vincho Castillo, junto a su hijo Vinicito, en el Almuerzo elCaribe-CDN.
Consideró que Leonel Fernández y Luis Abinader son dos líderes obligados a entederse en la actual coyuntura

Para el veterano político de 90 años y conocedor de los hilos del poder, Marino Vinicio (Vincho) Castillo, actualmente el país cuenta con dos líderes que están obligados a entenderse cada uno desde el rol que tienen en la actualidad. Se trata del presidente Luis Abinader y del expresidente Leonel Fernández, que encabeza uno de los partidos opositores.

Aconsejó a Abinader a no dejarse llevar por chismes. “Si comienza a sonarle el oído por la reelección, chismes y diabluras: termina hecho un lío, lo demás es especulación, uno no puede dar nada por seguro”, comentó.

“Hay dos líderes, uno que es presidente que como jefe de Estado tiene un liderazgo innegable, y el otro, que está en la oposición; si ellos se comprenden, que necesitan cierta compresión; Leonel tiene que comprender los enredos y las limitaciones de Luis por la crisis, y lo hace, lo ha estado haciendo, sosegado; y el papel de Leonel en la oposición Luis lo tiene que respetar porque es muy útil, es un tipo de aliado virtual para el desarrollo su proyecto”, comentó.

Cuestionado sobre la competencia electoral para las elecciones del 2024, respondió: “Mi hija, no me atrevo a hacer predicciones porque con todo lo que hay en curso puede producir grandes cambios y en circunstancias que nadie se lo imagina... la crisis no es local y depende de lo que ocurra en muchos otras partes del mundo para que aquí se pueda producir también; uno puede ver en función de lo que se dice y no se dice”, sostuvo.

Sobre el futuro del país y la crisis que atraviesa el mundo por el impacto de la pandemia de la covid-19, Castillo consideró que son tiempos difíciles. “Hay problemas en la región, con Haití, ahora se habla de una cumbre pero ahí mataron a un presidente (Jovenel Moise), y empiezan a regar culpabilidades para desorientar a todo el mundo, hasta a la mujer (Martine Moise) la quieren meter presa, ahí puede pasar cualquier cosa”, sostuvo.

Respecto a ese mismo tema amplió diciendo que en el país siempre aparece quien defienda los mejores intereses de la patria porque eso corre por la sangre del dominicano.

“Yo siempre digo y he repetido mil veces que siempre aparecerá, yo no sé cómo se llaman ni quiénes son, como no sabía nadie que un teniente, un mayor, el capitán casco blanco en el Conde, iba a ser Francisco Alberto Caamaño. ¡Eso lo tiene este país ahí siempre!”, señaló al apuntar hacia las venas, a modo de los dominicanos lo llevan en la sangre.

Manifestó que a quien trame cosas contra el país que se prepare, porque “eso no se queda ahí” y agregó que “en esos tiempos había que tener valor”.

Sobre su amistad con Leonel

Vincho Castillo reconoció la gran amistad que lo une al expresidente Leonel Fernández. Dijo que el exgobernante encarna el tipo de liderazgo que no pasa de moda por el conocimiento que tiene.

“Leonel a mí me ha dado muestras de afecto y de respeto. Leonel tiene mucha preparación y yo a mis hijos les digo: señores, cuando la Comisión Interamericana dictó el fallo para anular el artículo 58 de la Constitución, Leonel metió una conferencia formidable en la OEA, fue allá y los puso en su puesto”, refirió.

Agregó que “Leonel es un líder muy especial” y que no pasa de moda en el conocimiento porque “sabe del porvenir y de las complejidades del mundo, al apuntar que cuando hay crisis el instinto popular es prodigioso y mira hacia la capacidad.

A modo de anécdota, narró que nunca olvidará, a sus 30 años, a Joaquín Balaguer, quien apareció para el momento de transición. “La hora cumbre después de la transición fue, el que la vivió, que ahí podía pasar cualquier cosa: el pueblo tirado a las calles pidiendo libertad y la revolución cubana ahí y los muchachos de aquí con boina entendiendo que la revolución estaba a la vuelta de la esquina…”, compartió.

Sostuvo que previo al acuerdo entre el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y el Partido Reformista Social Cristiano (PRSC), el entonces presidente Joaquín Balaguer lo definía como un hombre muy prudente. “Es un hombre muy prudente, yo lo he estado observando, muy ponderado y culto, yo pensé entonces que se estaba tirando una autobiografía; fui y se lo dije a Leonel, mira ese eres tú”, contó. En el Almuerzo elCaribe-CDN, Vincho estuvo acompañado de su hijo Vinicio (Vinicito), quien refirió que eran ellos quienes en 1994 presentaban a Fernández en los barrios cuando hacían recorridos electorales, su padre era candidato a senador por el PLD y Fernández compañero de boleta para la vicepresidencia con Juan Bosch.

“La primera vez que Leonel fue a los barrios a hacer política fue con nosotros (los Vincho); nosotros lo presentábamos: ‘miren, este es Leonel Fernández, el compañero de boleta de don Juan’. Lo conocían más en la televisión, nadie soñaba que Leonel podía ser presidente”, contaron. Vincho Castillo incluso bromeó con la amistad que él afirma también su esposa tiene con Fernández.
“Cuando mi mujer pregunta por mí, le dicen él anda con Leonel y se tranquiliza… Leonel se parece como una gota de agua a la mamá, doña Yolanda”, comentó.

Dice críticas a Margarita son políticas, no personal

El exdiputado explicó que sus críticas a la exvicepresidenta Margarita Cedeño no son personales, sino políticas. “Apoyó al grupo que le trajo a Quirino a su esposo, ya no es un tema político sino personal, porque a Leonel Fernández trataron de destruirlo como un narcotraficante, entonces apoyar a ese grupo, yo digo que el país no aceptó ni va a aceptar nunca ese paso, y eso la perjudicó en su carrera política que era muy promisoria”, subrayó. También contó un episodio que habría ocurrido la noche del 6 de octubre luego de las primarias del PLD. “Ella estaba al lado del presidente con nosotros, es decir, para todo el que estaba ahí, incluyéndome a mí, ella estaba apoyando a su esposo que había sido víctima de un fraude, y toda la interioridad de lo que se discutió ahí esa noche: ella estaba escuchándonos a todos. En realidad todo lo que hablamos ahí y lo que se definió, días después estaba con el adversario, era como un Caballo de Troya”.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.