Mueren las librerías

El amigo José Miguel Gómez hace mucho expuso una preocupación que lamentablemente sigue vigente: “Presenciamos el funeral de Thesaurus, cerró Mateca y agonizan Avance, Luna, La Filantrópica, Nuevo Horizonte y la Trinitaria (que aún respira por la obsesión de Virtudes Uribe), en una sociedad que solo existe para el dinero, la belleza y el placer. ¡Qué pobre país! Matamos los espacios culturales para estimular las bancas de apuestas, el colmandón, la prostitución, el sexo y el consumismo. ¡Qué pobre país! ¿Qué es un pueblo donde casi nadie tiene un libro de almohada, ni lo vive como una respuesta a futuro para graduarse de persona?”.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.