En República Dominicana, la cotidianidad en las vías a menudo se ve empañada por conflictos desencadenados por incidentes automovilísticos. Desde simples roces hasta colisiones más graves pueden desatar reacciones desproporcionadas, y llegar incluso a la violencia física o el uso de armas.

Esta realidad refleja una falta de cultura de seguridad vial y resolución pacífica de conflictos, y deja ver lo necesario que es promover el uso del seguro vehicular –en vez del bate, los puños, el cuchillo o la pistola- como una herramienta fundamental para la convivencia en las carreteras.

El seguro de vehículo no solo es un requisito legal, sino también una garantía de protección para todos los involucrados en un accidente. Su propósito principal es cubrir los gastos médicos, reparaciones y compensaciones económicas derivadas de un siniestro, evitando así disputas innecesarias y contribuir a una resolución más ágil y justa de los daños.

En lugar de recurrir a la confrontación o la violencia, los conductores deben entender que la presencia de un seguro vehicular facilita la gestión de cualquier eventualidad en las vías públicas. Al indagar sobre la cobertura del otro conductor y acudir a las compañías aseguradoras correspondientes, se promueve una cultura de responsabilidad y civismo, donde los conflictos se resuelven de manera pacífica y legal.

Contar con un seguro vehicular ofrece una tranquilidad adicional tanto para el conductor como para terceros afectados, ya que brinda la certeza de recibir la asistencia necesaria en caso de un accidente. Esta medida no solo protege el patrimonio de los conductores, sino que también contribuye a la seguridad y estabilidad de toda la sociedad.

Entre enero y julio del año 2023, las primas netas cobradas por las compañías aseguradoras dominicanas alcanzaron RD$65,000 millones, y de ellas, por concepto de vehículos de motor fueron unos RD$14,134 millones, según datos de la Superintendencia de Seguros.

Para algo debe servir tanto dinero dispuesto como “resguardo” por quienes en vehículos de cuatro gomas o más se mueven hacia un lado y otro de la geografía nacional. Seamos más inteligentes y menos violentos. Para algo se paga un seguro; señores.

Posted in Ojo con eso

Más de opiniones

Las Más leídas