PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO
En el sector público hay más de 2 millones de estudiantes. Félix de la Cruz
En el sector público hay más de 2 millones de estudiantes. Félix de la Cruz

A inicios de mes el ministro de Educación, Ángel Hernández, confirmó al país que las escuelas estaban sobrepobladas debido a la demanda que se produjo en el sistema por la pandemia del covid-19, que obligó a muchos padres a sacar a sus hijos de los colegios por el aumento del alto costo de la vida.

 Para hacer frente a la situación que también fue producto de la migración interna que ocurre a nivel nacional por las personas que se dirigen hacia lugares con mayor crecimiento económico, el funcionario anunció el Programa de Atención a la Sobrepoblación Escolar (PASE), con el que entregan un bono de 500 dólares a los alumnos que quedaron fuera de los recintos públicos para que puedan ser inscritos en centros educativos privados que tengan disponibilidad de cupos para que no pierdan el año escolar.

Los padres de esos estudiantes reciben la ayuda a través del Programa Supérate del Gabinete de Política Social, que se encarga de transferir el dinero a los colegios que asumen la matriculación de los escolares. No obstante, tienen que realizar una serie de pasos para ser uno de los favorecidos, ya que solo se entrega si se comprueba que el niño no está registrado en ningún plantel.

El Ministerio de Educación (Minerd) detalló que el bono es de carácter transitorio, para las familias cuyos hijos se encuentren en los listados de espera de los centros educativos.

Declaró que para acceder al mismo, los representantes del  estudiante que no encontró espacio en las escuelas, deben dirigirse al distrito educativo correspondiente a su demarcación geográfica, que verificará si en los centros de la zona no hay disponibilidad de cupo en el grado que va cursar en el presente periodo lectivo.

“De confirmarse que no existe disponibilidad, el distrito educativo registrará sus datos en la plataforma del programa PASE, para matricularlo en un centro educativo privado que participe en el programa y se encuentre en la demarcación geográfica cercana a su residencia”, expuso el organismo.

Manifestó que el distrito deberá entregarle a los padres o tutores del alumno, una carta de autorización donde se le indicará el colegio cercano a su casa donde lo estarían inscribiendo.

En ese sentido, la institución señaló que estos tendrán que presentarse al plantel seleccionado con la misiva y los documentos necesarios para inscribir al menor en el centro, dígase acta de nacimiento o boletín de calificaciones,  para que en lo inmediato este pueda integrarse a las aulas.

La ADP sugirió otra alternativa

En lugar de entregar bonos a los estudiantes, la Asociación Dominicana de Profesores (ADP) recomendó al Minerd rentar los locales de los colegios que cerraron por el covid-19 para habilitar más cupos en el sistema público. El presidente del gremio, Eduardo Hidalgo, aseguró que el alquiler de los espacios garantiza un proceso de mayor transparencia y oportunidad para solucionar el problema.

Más de 900 estudiantes tienen el bono

Aún se desconoce el número exacto de cuánto estudiantes no habían sido inscritos en las escuelas, que de acuerdo a la ADP eran unos 300 mil, pero el Ministerio de Educación solo había identificado 150 mil; cifra que según el presidente Luis Abinader no era correcta por la cantidad de familias que habían solicitado el bono escolar.

“Creo que fallaron las estadísticas y las proyecciones, porque al día de ayer (martes) en relación a ese bono escolar apenas se habían inscrito en todo el país 970 estudiantes”, expresó el mandatario al encabezar el acto inaugural del nuevo periodo lectivo el pasado miércoles.

Posted in EducaciónEtiquetas
agency orquidea

Más contenido por Luis Silva