PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

El tiempo para aprobar los cambios que necesitan las leyes electorales de cara a las elecciones del 2024, se acorta y de no hacerse lo antes posible podrían afectar el calendario y montaje de las votaciones, como ocurrió en 2020.

El Congreso incluyó esas iniciativas en entre las propuestas de reformas priorizadas para la legislatura que inició ayer. El retraso en la aprobación de los cambios que necesitan la Ley de Partidos, 33/18 y del Régimen Electoral, 15/19, impactan el montaje de las elecciones si se incluyen cambios.

Recientemente, el presidente de la Junta Central Electoral (JCE) Román Jáquez, consideró que los dos primeros meses de la próxima legislatura, es decir a más tardar el 16 de octubre, constituyen el tiempo límite razonable para que el Congreso Nacional apruebe la reforma electoral y lleve a buen puerto lo que se ha propuesto.

Sostuvo que tiene la esperanza que en la legislatura que recién inicia, el Senado y la Cámara de Diputados, hagan los aprestos legislativos necesarios y urgentes para dotar al sistema democrático dominicano de normas que van a fortalecer la integridad electoral y política, y de que le darán garras a la JCE para sancionar en democracia a quienes violen dichas normas.

La JCE y los partidos concluyeron los debates sobre la reforma electoral en el marco del diálogo nacional, con más disensos que consensos. Previo a la conclusión de esos debates, la JCE depositó su propuesta de reforma a las leyes 33/18 y 15/19 ante las cámaras legislativas.

Durante los debates en el Senado de la JCE, los partidos políticos depositaron sus propuestas, y en pocos temas hubo coincidencia con lo planteado por la JCE.

Entre las apuestas de la JCE, figuran que el porcentaje obligatorio para hombres y mujeres en los cargos de elección popular se 50/50, una propuesta que no ha encontrado el apoyo de ninguno de los partidos políticos.

La JCE, también sugiere eliminar el voto preferencial en el nivel municipal, pero las organizaciones tampoco están de acuerdo con esa propuesta. La distribución de los recursos que reciben los partidos es otro tema que no tiene consenso. La propuesta del órgano electoral es que el 70% se divida entre los partidos en función de la cantidad de votos obtenidos y el 30% en partes iguales. Esa idea cuenta con el apoyo del PRM, pero no del PLD ni de la FP, que plantean mantener la distribución como está ahora. La ley 33/18 establece que el 80% se divide entre los partidos que logran más del 5% y el 20% entre los restantes.

Comision de Diputados propone un Código


Una visión distinta a la propuesta de la Junta, la tiene la comisión Permanente de Junta Central Electoral de la Cámara de Diputados. Esa instancia propone un Código Electoral, una idea que inicialmente contó con el apoyo del presidente Luis Abinader, pero con el tiempo se ha ido diluyendo. El presidente de esa comisión, Elías Wessin, junto a otros diputados presentaron una propuesta de reforma que reposa en la Cámara.

Posted in Panorama
agency orquidea

Más contenido por Yanessi Espinal