PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO
Líder evangélica y abuelos de una niña acusados ​​de torturarla y asesinarla
Líder evangélica y abuelos de una niña acusados ​​de torturarla y asesinarla

Los abuelos de Arabella McCormack, de 11 años, y una líder evangélica, que además es su madre adoptiva, están tras las rejas y enfrentan cargos relacionados con la muerte de la niña.

Leticia McCormack es la líder evangélica de Rock Church, una megaiglesia evangélica en San Diego. Ella, junto a su padre Stanley Tom, de 75, están fichados desde esta semana en la cárcel central de San Diego por cargos de asesinato, tres cargos de tortura y tres cargos de crueldad deliberada a un niño tras la muerte de Arabella en agosto.

Por su parte, Adella Tom, la abuela de 70 años de la niña y madre de la líder evangélica, también enfrenta tres cargos de tortura y crueldad intencional hacia un niño.

El caso de la niña de la líder evangélica

Según el Departamento del Sheriff del condado de San Diego, los agentes contactaron previamente al padre adoptivo de Arabella, Brian, quien «se suicidó en su presencia» después de contactarlo en agosto.

Según The San Diego Union-Tribune, se disparó y se suicidó en su camioneta el 30 de agosto. Esto, después de llegar a casa y encontrar a los detectives procesando la escena. Según los informes, Brian trabajó como agente de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos.

Según The Times of San Diego, los tres se declararon inocentes en la corte el miércoles. Deben regresar a la corte a finales de este mes y permanecen bajo custodia sin derecho a fianza.

La investigación sobre la muerte de Arabella comenzó luego de que las autoridades respondieran a una llamada de una niña en peligro alrededor de las 2 a.m. del 30 de agosto. «Durante la investigación, los detectives sospecharon signos de posible abuso infantil», dijo SDCSD en un comunicado de prensa, que agregó que la salud de Arabella » declinó y murió» en un hospital. Un portavoz de la policía le dijo a The San Diego Union-Tribune que la niña mostraba «niveles severos de desnutrición» y signos de hematomas.

Además de Arabella, los McCormack también adoptaron a sus hermanas de seis y siete años en 2017. Actualmente, ambas viven con una familia adoptiva.

La madre biológica de las tres niñas habló con NBC San Diego luego del arresto de los McCormack y dijo que sentía que «finalmente estaba obteniendo algo de justicia para mi hija». Sobre Letitia, agregó: «Espero que reciba la pena de muerte. Ella le dio a mi hija la pena de muerte. ¿Por qué no debería recibir la pena de muerte?».

La reacción de la iglesia

En un comunicado a NBC San Diego, Rock Church también reaccionó al arresto de Leticia y sus padres, al tiempo que se distanció de los sospechosos y mostró su apoyo a Arabella y sus hermanas.

«Seguimos de duelo por Arabella y sus hermanas. Lamentamos mucho que su familia y amigos estén experimentando esta pérdida y dolor inimaginables. Enviamos nuestras más profundas condolencias a todos los que están de duelo en este momento. Nuestros corazones están con cada uno de ellos. ”, dijo la organización.

“El proceso legal seguirá su curso y esperamos que se haga justicia para Arabella y sus hermanas. Oramos para que el amor y la gracia de Dios traigan consuelo y sanación”, continuó. «The Rock ya no tiene ninguna relación oficial con Leticia. Su ordenación en Rock Church fue suspendida previamente y está en proceso de ser revocada».

Posted in Internacionales
agency orquidea

Más contenido por Redacción