Anthony Ruiz y la CIA crearon la banda colorá (y 3)

Compartir
En esta foto del 31 de diciembre de 1970, el presidente Joaquín Balaguer juramenta a Enrique Pérez y Pérez como jefe de la Policía. Al centro observa el general Elio Osiris Perdomo, quien fue sustituido como jefe de la Policía y transferido a la Segunda Brigada del Ejército Nacional con asiento en Santiago.

La Agencia Central de Inteligencia (CIA) creó la Banda Colorá en 1971, con el apoyo de la Oficina de Seguridad Pública, de la Agencia para el Desarrollo Internacional (USAID), para eliminar a los insurgentes dominicanos que estaban organizados en los grupos de izquierda, especialmente en el Movimiento Popular Dominicano (MPD).
De acuerdo a numerosos investigadores y periodistas internacionales, La Banda fue creada por la CIA a través de la Oficina de Seguridad Pública, que dirigió el agente Anthony Ruiz.
El agente de la CIA Anthony Ruiz fue el organizador de La Banda Colorá.

Pero Ruiz no actuó sólo ni tomó una decisión personal.

Recibió el apoyo de numerosos agentes de la CIA que laboraban en la Oficina de Seguridad Pública de la USAID en el país.

Los agentes de la CIA que acompañaron a Anthony Ruiz en la formación de La Banda fueron:

Richard Raugi
Entrenador

John Monok
Comunicaciones

James E. Henry
Entrenador
David De la Torre
Entrenador

Joseph F. Fernández
Entrenador Asuntos de Educación

Knute F. K. Thorpe
Entrenador Asuntos Rurales

Joseph F. McManus
Asuntos Municipales

Donald M. Allen
Asuntos Municipales

Ernest Chiocca
Especialista en Identificación
de Personas

Carlton A. Rood
Investigación

Robert L. Yates
Entrenador

La formación de La Banda no fue espontánea.

Ni una decisión del agente de la CIA Anthony Ruiz.
Anthony Ruiz aplicó una resolución de la CIA de 1962, que estableció en su artículo F la creación de escuadrón de la muerte en la República Dominicana para eliminar la insurgencia comunista.

En ese documento titulado, Clandestine Activites and Plans in Dominican Republic, la CIA estableció de manera clara: “Acción paramilitar. Colaborar con otras agencias del gobierno de EE. UU. en la creación de grupos de contrainsurgencia que podrían activarse rápidamente si es necesario para hacer frente a cualquier intento subversivo de derrocar al gobierno democrático por la fuerza”.

La CIA y Anthony Ruiz intentaron crear un escuadrón de la muerte o banda colorá durante los años 1962, 1965 y 1968, pero los resultados fueron negativos.

Pero en 1970, después del secuestro del coronel Donald J. Crowley, las condiciones cambiaron y la CIA y la Oficina de Seguridad Pública de la USAID, que dirigía Anthony Ruiz, aprovecharon el nuevo contexto para dar los primeros pasos para organizar el primer escuadrón de la muerte que fue bautizado como La Banda Colorá.

La Banda Colorá comenzó a organizarse a finales de 1970 y comenzó sus operaciones el 8 de abril de 1971 (sábado santo) en Villa Juana, cuando atacó a los peregrinos de una iglesia.

De acuerdo al investigador norteamericano Michael T, Klare, existe “una escuela de la CIA en Los Fresnos, Texas, donde los policías extranjeros son educados para diseñar, fabricar y usar bombas con el apoyo de los funcionarios de la USAID”.

“Algunos han sido utilizados durante su educación en los Estados Unidos en el trabajo de asesinar a miembros de los partidos de izquierda y en la formación de escuadrones de la muerte como La Mano Blanca y Ojo por Ojo en Guatemala, La Banda en República Dominicana, y los escuadrones de la muerte integrados por policías y paramilitares en Uruguay y otros países del Cono Sur.
Estos grupos secuestran, torturan y ponen bombas, con el apoyo de la Oficina de Seguridad Pública de la USAID desde 1962 a 1974”.

Según el estudio Militarism, Terrorism and Political Repression: Hallmarks of U.S. Foreign Policy, en “la República Dominicana, de un total de 18 asesores del Programa de seguridad Pública, 6 de los cuales eran miembros de la CIA , organizaron el escuadrón de la muerte llamado La Banda en 1970”.

El periódico Liberación, de los Estados Unidos, afirma que “bajo la sombra de la Guerra Fría, la CIA organizó operaciones en la República Dominicana para infiltrarse en el MPD con el objetivo de eliminar su liderazgo. Dan Mitrione, un agente de la CIA, ayudó a establecer la Banda Colorada (Red Gang-rojo era el color del Partido Reformista de Balaguer) un escuadrón de la muerte”.

El 21 de octubre de 1978, el periodista mexicano Carlos Fazio publicó un reportaje titulado “El Verdadero Rostro de la USAID” en la revista Proceso, de México, donde asegura que la USAID, a través de su Oficina de Seguridad Pública, fue la organizadora, con la CIA detrás, de La Banda Colorá en República Dominicana en 1970.

“Oficialmente los documentos de la Oficina de Seguridad Pública no mencionan otros aspectos de su asesoramiento, tales como las técnicas de tortura en el rubro “interrogatorios” o el financiamiento, entrenamiento y manipulación de bandas fascistas parapoliciales como “La Mano Blanca”, en Guatemala; “La Banda”, en Santo Domingo; o los “Escuadrones de la Muerte”, en Brasil y Uruguay””,

El periódico The Wall Street Journal informó el 9 de septiembre 1971 que “la conservadora jerarquía católica ha condenado la” institucionalización “del terror.

El diario también afirmó que “la opinión generalizada era en la República Dominicana que Estados Unidos estaba detrás de los escuadrones de la muerte paramilitares”.

El periodista uruguayo Carlos María Gutiérrez sostiene en su libro El Experimento Dominicano, que “todo esto ha sido organizado por la Oficina de Seguridad Pública (OPS), que dirige Anthony Ruiz, de la Agencia para el Desarrollo Internacional (USAID), que es —como se ha probado en Vietnam y Bolivia— una de las fachadas de la CIA en áreas mundiales conflictivas”.

“En Santo Domingo, el asesoramiento de la Oficina de Seguridad Pública se ejerce a través de la NPPTO (National Police Planning and Training Office, u Oficina de Planificación y Entrenamiento de la Policía Nacional), que funciona con su denominación inglesa en el mismo edificio policial. La NPPTO está dirigida por el norteamericano Richard Raugi y tiene 16 funcionarios de la misma nacionalidad, de los cuales 6 son agentes especiales de la CIA y permanecen compartimentados del resto del personal; en manos de esa media docena está el programa de modernización de las fuerzas policiales dominicanas en cuestiones de inteligencia, comunicaciones, etc. De hecho, la NPPTO es el verdadero comando de la represión. “El general Pérez y Pérez —susurra un chiste opositor— cree que AID quiere decir: Ayudo-Intervengo-Decido.”

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

Compartir