Iglesia dice Gobierno dedica parte ridícula del Presupuesto al sistema de Salud

Iglesia dice que el COVID-19 refleja la condición en que vive la mayoría del pueblo

La Iglesia Católica criticó este Viernes Santo la crisis sanitaria por la que atraviesa el país y sostuvo que el COVID-19 no es el único causante de lo que está viviendo en República Dominicana.

“Le quitó la sábana al enfermo, ha destapado, para que todos lo veamos, en qué condición vive la mayoría de nuestro pueblo: El hacinamiento, la falta de agua y servicios sanitarios”, dijo el reverendo P. Abraham Apolinario, vicario general de la Arquidiócesis de Santo Domingo, al analizar la Tercera Palara “He ahí a tu madre”.

Dijo que el país carece de un servicio de salud primario, cosa que no lo trajo el virus, porque ya estaba.

“Dedicamos una parte ridícula del Presupuesto Nacional al sistema de Salud”, subrayó.

Agregó que como parte de esta Iglesia, quieren seguir la tradición Bíblica del año Sabático, tal como relata el libro del Deuteronomio: “Si se encuentra algún pobre entre tus hermanos, que viven en tus ciudades, en la tierra que Yavé te ha de dar, no endurezcas el corazón ni le cierres la mano, sino ábrela y préstale lo que necesita”. (15, 1)

En este sentido, queda claro, manifestó, que no basta cumplir la ley, para enfrentar el Coronavirus.

La Iglesia entiende que los hospitales y servicios de salud deben acoger primero a quienes más lo necesitan, debido a que hay mucha gente buscando servicios de salud, pruebas, exámenes, medicamentos y no aparecen.

Exhortó al Estado y las Organizaciones estar al servicio de todos, especialmente de los más frágiles y débiles, debido a que los bienes que administran y poseen tienen un destino universal.

“Estamos en una Emergencia. Se ha prolongado el Toque de queda, para cuidar la salud. Pero es tiempo de proteger la vida de las personas, tomando las medidas necesarias por duras que sean, para asegurar la alimentación y los servicios básicos a todos los dominicanos”, dijo.

“El más fuerte que cargue lo más pesado”

El reverendo animó a los empresarios, como ya lo han hecho algunos, a aportar recursos significativos, a la altura de la Emergencia Nacional en que vive el país. No es momento de hacer aportes simbólicos. Es momento de sacrificios y los que pueden más deben sacrificarse más. Así nos enseñaron nuestros padres: “El más fuerte que cargue lo más pesado.”

Asimismo, llamó a los hombres y mujeres de fe, que poseen pequeñas o grandes fortunas, a aportar a la patria dominicana.

“Espero que nuestros deportistas y nuestros artistas se comporten a la altura de la situación que vivimos. Mientras más discreto sea el aporte, más valor tendrá ante Dios. Eso dice el evangelio”, dijo Apolinario.

Sostuvo que legalmente se podrá argumentar que es un derecho cobrar deudas y cumplir los contratos, pero en una situación como la estamos viviendo, la moral invita a mirar más allá, a mirar lo que es justo. Es el momento de pensar en los más necesitados.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.