Los universitarios haitianos no se sienten discriminados

    Jóvenes haitianos que estudian en universidades de la República Dominicana aseguraron que no se han sentido discriminados por sus compañeros de aulas, y que más bien se siente bien acogidos, lo que contrasta con el trato de muchas autoridades de las academias donde estudian.

    Mario Forest, de 23 años, dijo a elCaribe que en la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) se ha sentido como en su propia casa, encontrando la colaboración de compañeros de clases y hasta de profesores que tradicionalmente son conocidos como “duros” y difíciles de tratar.

    Lo mismo dijo Joana Séjour: “Casi todos mis compañeros de clases son dominicanos y dominicanas, y nos llevamos muy bien, hacemos tareas juntos y nunca he sentido que me tratan mal o que me discriminan, incluso me ayudan cuando no entiendo algo”.

    Organización

    Muchos de los estudiantes haitianos consultados dijeron desconocer que en sus respectivas universidades exista alguna organización que los agrupe, sin embargo, sí las hay.

    La integración a la comunidad universitaria es uno de los aspectos más importantes que impulsan las universidades, que contemplan y apoyan la formación de asociaciones de estudiantes, con el objeto de que éstos se apoyen en el proceso de adaptación a la nueva realidad que enfrentan una vez dejan su país.

    Las principales asociaciones de estudiantes haitianos conocidas provienen de las universidades Organización y Método (O&M), Universidad Tecnológica de Santiago (UTESA), Universidad Nacional Evangélica (UNEV), Universidad Católica de Santo Domingo (UCSD), Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (PUCMM) y la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD).

    Adre Lecblanc, estudiante de UTESA, se quejó de que ni en Haití ni en República Dominicana exista un programa de orientación para los jóvenes estudiantes que han optado por la República Dominicana como destino universitario.

    “Al principio me dio mucha pena adaptarme a la vida en República Dominicana, pues en su país uno sabe dónde está cada cosa y sabe cómo moverse, pero aquí es distinto”, apunta.

    Al referirse a la presencia de estudiantes del vecino país en universidades dominicanas, Edwin Paraison, Ministro de los Haitianos en el Exterior, señaló que “eso quiere decir que esa comunidad pujante haitiana ha estado proyectando una imagen mucho más positiva de lo que conocíamos antes”.

    Pagos por “readmisión”

    La diferencia en el trato sí la sienten de parte de las autoridades de las universidades, sobre todo en cuanto al aspecto económico se refiere.

    El estudiante Sultan Steff dijo que en el caso de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, los nacionales haitianos se ven en la obligación de pagar el semestre a US$150, más US$100 de “readmisión”. “Esa situación causa muchos problemas a nuestros padres, pues el costo de los estudios se incrementa de forma dramática”.  Steff señala, sin embargo, que salvo esa situación, se siente a gusto en la UASD, donde, asegura, recibe una buena formación y en el campus es visto como un estudiante más.

    “Yo lo que creo es que si ya se nos admitió no hay por qué cobrar readmisión, o por qué se nos debe cobrar la matriculación como extranjeros cuando muchos tenemos tarjetas de residencia o se ha dispuesto, como hizo el expresidente Leonel Fernández, que se nos cobre como si fuéramos dominicanos”, dijo.

    Migración

    Recientemente, la Asociación Global de  Estudiantes Haitianos y Voluntarios para el Desarrollo denunció una serie de problemas que enfrentan miles de universitarios en el país por los altos cobros que dicen realiza la Dirección General de Migración.

    Al respecto, el Centro Bonó informó que las dificultades que enfrentan los universitarios haitianos en el país son similares a las de sus demás compatriotas, con la ventaja relativa de que éstos al menos tienen un estatus legal.

    “Esa situación debe cambiar, porque no es posible que si tienen visas y están aquí legalmente, se les trate mal”, dijo el padre Regino Martínez. l

    “Se merecen todo nuestro respeto”

    Berkania García, directora ejecutiva de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, valoró positivamente el aporte que tanto en lo cultural como en lo económico hacen los universitarios haitianos. “Ellos, aunque sin saberlo o proponérselo, contribuyen de una manera muy grande al fortalecimiento de las relaciones y al entendimiento entre Haití y la República Dominicana”, expresó. Para la defensora de los derechos humanos, “ellos merecen todo nuestro respeto”.

    12,000
    Se calcula que los estudiantes haitianos en universidades dominicanas son unos 12 mil.

    US$100
    Según denuncias, la uasd cobra a los universitarios haitianos 100 dólares cada semestre por readmitirlos.

    Mantente informado!

    Recibe en tu correo actualizaciones diarias
    de las noticias más importantes de la actualidad.