De todo un poco en el Albergue Olímpico

Como buenos dominicanos, los atletas en la “burbuja” del Albergue Olímpico se entretetienen jugando dominó.
Los atletas allí concentrados trabajan mucho, pero sacan tiempo para jugar dominó y barajas y así “botar el golpe”

Rodrigo Marte se levanta a las siete de la mañana. Después de una ducha, se traslada hasta el comedor a desayunar. Minutos más tarde se dirige, junto a sus compañeros de la selección de boxeo, hasta la recepción donde un autobús, debidamente higienizado, los trasladará hasta el pabellón de su disciplina, ubicado en el Centro Olímpico Juan Pablo Duarte, para su primera sesión de entrenamiento.

Así inicia la rutina de varios atletas, clasificados o pendientes de buscar cupos para los Juegos Olímpicos de Tokio 2021, congregados en la “burbuja” del Albergue Olímpico Dominicano, situado en el ensanche La Fe.

“Es una rutina que llevamos todos los días desde que ingresamos a esta burbuja”, relata a elCaribe Marte, quien compite en la categoría de los 52 kilogramos. “El trato que recibimos a diario es de primera por parte del personal que aquí trabaja. Nos sentimos a gusto y seguro sobre todo con esta situación de salud que está viviendo el mundo hoy en día”, agregó.

Sostiene que desde que ingresaron al Albergue Olímpico, sus vidas pasaron a un segundo plano debido a que no están al lado de sus seres queridos, muchos de ellos residentes en el interior, situación que les crea nostalgia. “Muchos de nosotros tenemos hijos, tenemos madre, tenemos padre, hermanos, esposa y no podemos compartir con ellos. Pero esto lo hacemos por ellos y por nuestro país para seguir colocándolo en un buen sitial en cuanto a deportes se refiere”, sostiene Marte, nativo de Hato Mayor del Rey.

¿Y esa tristeza cómo la combaten? En sus horas de ocio, tienen diferentes maneras de olvidar esas penas. El dominó, la baraja o jugar nintendo son algunas de las vías de entretenimiento con las que cuentan en este recinto inaugurado en junio de 2016.

“Después que regresamos de nuestra segunda sesión de entrenamiento (de tres a seis de la tarde), nos bañamos y luego a cenar. Después nos juntamos un grupo a jugar baraja o dominó y otros juegan con un nintendo que trajo uno de los muchachos de atletismo. Así es como las pasamos todas las noches”, sostiene Estefanía Soriano, de judo.

Expresan que ver televisión o compartir en la piscina, en especial los fines de semana, es otra de las rutas de diversión en los atletas de las selecciones de boxeo, atletismo, taekwondo, lucha, judo y bádminton.

Otras facilidades

Los atletas también cuentan con habitaciones confortables, con camas, aire acondicionado, nevera y baño. Además tienen un gimnasio bien equipado, una pista de atletismo y un comedor donde desayunan, comen y cenan.

La faena diaria la cierran a las diez de la noche, cuando acuden a sus respectivas habitaciones a dormir tras un día de mucho trabajo.

“Algo bueno es que no tenemos restricción en cuanto a los celulares, aunque su uso es poco debido a las concentraciones que llevamos a cabo todos los días”, indica Soriano.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.