Las minifaldas apuntan a ser la nueva tendencia

Existe una falda para cada estilo. Dependiendo con el que te identifiques, elígelas de cuero, cuadros o vaqueras.

En 1960, la minifalda escandalizó a los puritanos, pero conquistó a la mujer, tanto que la convirtió en bandera de su liberación.
Corría la década de los sesenta, años de optimismo, libertad y agitación social. La calle demandaba cambios y modernidad y la mujer sentía la necesidad de liberarse de ataduras, motivos por los que la diseñadora Mary Quant tomó las tijeras y acortó quince centímetros la falda.

“La diseñé pensando en mí y en mis amigas; nunca creí que llegaría a tener tanto éxito, aunque mi mayor éxito fue ser útil a la época y a la generación a la que pertenece. La minifalda no surgió de una manera concienzuda: fue una explosión, una necesidad. La juventud lo pedía a gritos”, declaró en varias ocasiones la diseñadora, quien actualmente tiene 91 años.

Aunque han pasado alrededor de 60 años desde su invención, la minifalda sigue siendo una prenda controvertida. Y es que mucho tiene que ver, el lugar y la ocasión en que la uses, por otro, influye el largo y la forma en que se ve en tu cuerpo.

Tendencia para el verano

Por ahí viene el verano, y con él, el uso de la minifalda. Con su regreso, se convertirá en la prenda favorita para vestir. Las hay de cuero, con estampados de flores, de seda o satinadas, entre otras. Úsalas con botas, botines, bailarinas, sandalias y zuecos.

¿Cómo llevarlas? Al ser cortas, debes tener cuidado para que tu estilo no se vea vulgar, sobre todo, al usar un crop top.

También procura que las prendas no sean demasiado ajustadas.
Si la mini es apretada, es mejor que el crop top sea un poco holgado y no muy corto para lograr un equilibrio.

De cuadros

¿Cuántas veces te revelaste en contra del uniforme del colegio? Pues bien, tenemos noticias: las minifaldas de cuadros que una vez aborreciste como parte de tu look estudiantil se quedan esta temporada y prometen hacerlo todo el año.

De cuero

Las minifaldas de cuero negras vuelven, siguiendo la tendencia que sitúa las prendas de piel como imprescindibles de cara a esta temporada. Aunque ha estado presente en otro tipo de prendas como faldas midi, vestidos o abrigos, también ha habido espacio para las minifaldas este año.

Vaquera

La mini vaquera es todo un clásico que puedes combinar, igual que los pantalones, con absolutamente todo. Es un básico que puedes llevar con camisas, camisetas o jerséis, pero también queda genial con una chaqueta sin que pierda su carácter de prenda casual.

Consejo

Si bien la minifalda es atractiva y no pasa de moda, no es una prenda apropiada para un ambiente laboral. Lo conveniente para el trabajo es una falda midi o una falda lápiz. Pero la minifalda no dará la imagen apropiada para tu trabajo.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.