PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Según estadísticas del Registro Central de Tumores Cerebrales de los Estados Unidos (CBTRUS 2021) para el período 2013-2017 de un total de 431,773 casos mundiales, 70 % (283,171) correspondía a tumores benignos, y de este porcentaje 39 % a meningiomas, y un 16.7 % a tumores de hipófisis. Se estima que para este año se diagnosticarán 88,970 nuevos casos.

Cuando hablamos del término benigno, nos referimos a una afección, tumor, o neoplasia que no es cáncer, y se caracteriza por no diseminarse o extenderse a otras partes del cuerpo ni destruir tejidos cercanos, pero al crecer este tumor puede comprimir los órganos circundantes y ocasionar problemas a la salud, de acuerdo a Lourdes Marmolejos, oncóloga radioterapeuta del Centro de Radioterapia Integral (RADONIC).

Un ejemplo clásico lo representan los tumores de hipófisis o adenomas hipofisarios, que siendo benignos, podrían causar trastornos hormonales, dependiendo de su carácter secretor y de si son funcionantes o no; también pueden causar problemas visuales al crecer y comprimir el quiasma óptico.

En función de su tamaño suelen clasificarse como microadenomas que son de 1 centímetro y macroadenomas cuando sobrepasan esta medida. Los macroadenomas no funcionantes son los más frecuentes y representan el 25-30 % de todos los tumores hipofisarios. El abordaje diagnóstico incluye exploración oftalmológica y evaluación hormonal.

A pesar de ser también tumores benignos, los meningiomas, schwannomas vestibulares, entre otros, también podrían causar síntomas como cefalea, dolor de oído, disminución de la audición, entre otros síntomas.

Posted in Estilo
agency orquidea

Más contenido por El Caribe