El diálogo

    República Dominicana y Haití tuvieron un encuentro formal para buscar una solución al diferendo por el uso de las aguas del río Masacre, que marca frontera entre los dos países. La iniciativa, a través de la Comisión Bilateral, pone en el riel correcto el tema, lo que debió ocurrir hace días. Con la misma se disipan las tensiones, y aunque no se identifiquen las vías de entendimiento de manera inmediata, se sientan las bases para un manejo razonable e inteligente de la cuestión. Los tambores deben dejar de sonar, a ambos lados de la frontera, y los pasionarios deben estar tranquilos. Haití y República Dominicana están condenados a vivir en este territorio, en paz.

    Mantente informado!

    Recibe en tu correo actualizaciones diarias
    de las noticias más importantes de la actualidad.