PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Los espacios fiscales de los países de la región están limitados. Esto, por los apoyos fiscales emprendidos en la pandemia y porque algunos países han suavizado el efecto de las presiones inflacionarias hacia los hogares vía subsidios y suspensión transitoria de impuestos.

Es la conclusión a la que se llega en el Informe del Sistema Bancario de Centroamérica, República dominicana y Panamá 2021, publicado por el Consejo Monetario Centroamericano anteayer.

El estudio indica que los apoyos fiscales emprendidos en la pandemia han comprendido una combinación de medidas destinadas a fortalecer los sistemas sanitarios, amortiguar la pérdida de ingresos de hogares y empresas, y evitar una posible contracción del crédito.

Advierte que “en este contexto de mayores vulnerabilidades fiscales, un fuerte ajuste en las condiciones financieras mundiales ya sea por medidas de políticas monetarias más restrictivas de las anticipadas en Estados Unidos, o bien, por una intensificación de las tensiones geopolíticas provocadas por el conflicto en Ucrania, podría ocasionar un incremento en los costos de endeudamiento externo”.

“En efecto, los países en la región muestran mayores niveles de deuda por lo que esta situación obligaría a tomar medidas tendentes a apuntalar la sostenibilidad de la deuda externa. Del mismo modo, serían necesarias acciones orientadas a mantener la estabilidad del sistema financiero ante su exposición a deuda soberana”, indica el Consejo Monetario Centroamericano.

Y advierte que “los países de la región cuyos bancos están más expuestos a la deuda soberana del país en donde operan no son los que tienen una mayor relación deuda pública a Producto Interno Bruto (PIB). Este hecho es una ventaja para la región en comparación a lo observado a nivel mundial.

A diciembre de 2021, el sistema bancario regional estaba conformado por 129 bancos, 60 de ellos son subsidiarias de Bancos Regionales (BR), o conglomerados financieros, que corresponden a instituciones bancarias que operan en dos o más países en la tegión.

El Consejo Monetario Centroamericano indica que Panamá es el país donde operan una mayor cantidad de bancos y a la vez es el país donde los activos de su sistema bancario, representaban en el 2021, el 184.8 % de su PIB, seguido por Honduras con una proporción de 96.1 %, Costa Rica y El Salvador con proporciones de 80.2 % y 70.7 % respectivamente.

Explica que la participación de los bancos regionales en cada uno de los países de la región es heterogénea; en El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua estos bancos representan el 70.1 %, 77.0 %, 93.9 % y 66.0 % de sus activos bancarios respectivamente. En Costa Rica, Panamá y República Dominicana tienen menor participación, representando el 36.9 %, 34.6 % y 37.2 % de sus activos bancarios, en su orden. El informe citado plantea que la recuperación económica global apoyada por una política monetaria y fiscal expansiva, se ha traducido en un aumento de las presiones inflacionarias en la mayoría de los países. Específicamente, para la región CAPARD (Centroamérica, Panamá y República Dominicana), estas presiones inflacionarias provienen del contexto externo, principalmente de la rápida expansión de la demanda agregada en Estados Unidos, del alza en los precios internacionales de los bienes primarios, especialmente el petróleo y sus derivados, y de los problemas en las cadenas de suministros, afectando los precios desde finales del 2021, llevando la inflación inclusive arriba del rango meta en los países de la región con esquemas de meta de inflación. Ante estas presiones inflacionarias los bancos centrales de Costa Rica, Guatemala, Nicaragua y República Dominicana han reaccionado elevando progresivamente su Tasa de Política Monetaria (TPM).

En Costa Rica, entre diciembre de 2018 y el año 2019 la TPM se redujo de 5.25 % a 2.75%, en respuesta a la ralentización de su economía, y luego de la llegada de la crisis por la pandemia se volvió a reducir, ubicándose en 0.75 %, el nivel más bajo en la región. Sin embargo, ante las presiones inflacionarias internacionales su nivel de inflación general ha ido en ascenso alcanzando en mayo de 2022 un 8.7 %, nivel que excede el límite superior del margen de tolerancia alrededor de su meta.

Posted in Dinero
agency orquidea

Más contenido por Martín Polanco