PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Brasil. La campaña por el voto, para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de Brasil entre Lula Da Silva y Jair Bolsonaro, se intensificó ayer.

Lula recibió ayer dos respaldos importantes. La senadora brasileña Simone Tebet, tercera en las presidenciales del domingo pasado con un 4.16 % de los votos, anunció su apoyo al exmandatario Luiz para la segunda vuelta de las elecciones del 30 de octubre.

“Daré mi voto a Lula, porque reconozco su compromiso con la democracia y la Constitución, que desconozco en el actual presidente”, Jair Bolsonaro, que aspira a la reelección, afirmó Tebet en un pronunciamiento en un hotel de la ciudad de Sao Paulo.

La abanderada del Movimiento Democrático Brasileño (MDB, centroderecha) fue la gran sorpresa de la primera vuelta y sus votos (cinco millones) podrían ser decisivos para Lula en el balotaje con Bolsonaro. Igualmente, el expresidente de Brasil Fernando Henrique Cardoso declaró su apoyo expreso a su histórico rival.

“En esta segunda vuelta voto por una historia de lucha por la democracia e inclusión social. Voto a Luiz Inácio Lula da Silva”, declaró Cardoso, de 91 años, quien presidió Brasil entre 1995 y 2002.

Cardoso, un histórico dirigente del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), que antes de la irrupción de Bolsonaro era el gran rival del Partido de los Trabajadores (PT) de Lula, ya había insinuado su apoyo al exmandatario poco antes de la primera vuelta, pero no lo había declarado abiertamente.

Propuestas vacías

Mientras Bolsonaro participó en un culto con evangélicos, a los que les pidió “no dejarse llevar por los cantos de sirena” del exmandatario Luiz Inácio Lula da Silva de cara a la segunda vuelta de las elecciones presidenciales del 30 de octubre.

“Sus respuestas son siempre vacías. ‘Voten por mí que voy a traer la felicidad’, dice. Ya tuvimos esa experiencia en el pasado, hagan comparaciones”, afirmó el líder ultraderechista ante decenas de feligreses presentes en un templo en Sao Paulo, mayor ciudad de Brasil.

El gobernante arrancó esta segunda fase de la campaña apelando al voto evangélico, grupo que mayoritariamente lo apoya por su defensa de los valores ultraconservadores, como el rechazo al aborto.

En su discurso, el capitán retirado del Ejército volvió a hacer alusión a los casos de corrupción destapados durante los gobiernos del Partido de los Trabajadores (PT), primero con Lula (2003-2010) y después con Dilma Rousseff (2011-2016).“

“Ya que él (Lula) dice que el lugar de los pastores es la iglesia y el de los militares los cuarteles; yo digo que el lugar de los bandidos es la cárcel”, expresó entre los aplausos de los feligreses.

Lula obtiene el 51 % de intención de voto

Lula da Silva se confirmó como el favorito en las elecciones de Brasil al obtener el 51 % de intención de voto en la primera encuesta realizada tras la primera vuelta de las elecciones del domingo.

El presidente Bolsonaro aparece con el 43 % de la intención de voto, según el sondeo del Instituto Ipec, que entrevistó a 2,000 electores entre el lunes y este miércoles en 129 ciudades del país.

Posted in Internacionales
agency orquidea

Más contenido por Agencias