2020: el año de la cuenta regresiva de Odebrecht

Compartir
El caso lo conocen las juezas Tania Yunes, Esmirna Gisselle Méndez y Jissel Naranjo.
E juicio de fondo inició a principios de noviembre contra seis acusados

El caso Odebrecht ha estado bastante tiempo en los tribunales, pero en este año 2020 inició su cuenta regresiva. A principios de noviembre por fin se pudo iniciar con el juicio de fondo con el cual se determinará si los seis acusados son culpables o inocentes.

Este año también se hicieron nuevas revelaciones del caso. Una de ellas la hizo el principal acusado, el empresario Ángel Rondón.

Llegar hasta aquí ha costado tres años. Tras pasar por la audiencia de medida de coerción, la preliminar y hasta la declinación del caso desde la Suprema Corte de Justicia hasta primera instancia, el Ministerio Público ahora debe demostrar la culpabilidad de los encartados mientras éstos deben defenderse de los cargos de los que se les acusan y evitar ser condenados.

El juicio estaba pautado para comenzar en abril pasado, pero con la Covid-19 afectando el país, el mismo tuvo que ser paralizado por cinco meses debido al cierre parcial de los tribunales.

En medio de la pandemia se dispuso la reapertura de los tribunales y en consecuencia el Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional fijó para septiembre el inicio de juicio de fondo contra los acusados Ángel Rondón Rijo, Víctor Díaz Rúa, Andrés Bautista, Tommy Galán Grullón, Juan Roberto Rodríguez y Conrado Pittaluga.

Pero, varios incidentes presentados, en especial por el archivo definitivo de los expedientes de ocho de los primeros investigados en el caso Odebrecht, (que fue objetado y el próximo lunes se conoce en otro tribunal una audiencia sobre el asunto) retrasaron el proceso judicial.

Luego de conocer y fallar los incidentes, el 5 de noviembre las juezas Esmirna Gisselle Méndez, Tania Yunes y Jissel Naranjo, del Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional, ordenaron al Ministerio Público leer la acusación formal que elaboró en contra de los encartados. Las barras de las defensas estaban opuestas, sin embargo, las magistradas fueron enfáticas y no dieron marcha atrás a su decisión.

Las declaraciones y revelaciones

Una vez leída la acusación, (proceso que duró unos cuantos días), se comenzó a escuchar las declaraciones de los imputados, excepto la de Conrado Pittaluga, quien indicó que lo haría más adelante.

Ninguno de los dos acusados quiso ser interrogado por el Ministerio Público luego de hacer sus declaraciones.

Una de las declaraciones que más llamó la atención fue la de Ángel Rondón, acusado de ser el intermediario entre la constructora Odebrecht para dar US$92 millones en sobornos a cambio de la adjudicación de obras del Estado.

Durante una intervención de dos horas y media, Rondón reveló ante el tribunal que el anterior procurador general de la República Jean Alain Rodríguez, le propuso un trato para, supuestamente, inculpar a otras personas, el cual, aseguró, no aceptó.

Mientras que Víctor Díaz Rúa y Andrés Bautista, por separado, aseguraron que el gobierno del expresidente Danilo Medina elaboró un plan para acusarlos y excluir a los verdaderos culpables.

Al otro día, el 25 de noviembre, Tommy Galán Grullón y Juan Roberto Rodríguez manifestaron en sus respectivas declaraciones, que las acusaciones en su contra solo son una fábula y que el objetivo es hacerles daño.

La fase de los testigos

Actualmente se tiene previsto iniciar con las declaraciones de los testigos. La lista es larga, son más de 200 personas las que tienen que comparecer en audiencia, por lo que se estima que el juicio podría tardar un año o más. Entre los testigos hay peritos, ejecutivos de la constructora Odebrecht y otros más ofertados por los abogados de los acusados.

En tres ocasiones se ha querido iniciar con los testigos. De esas, dos veces se ha tenido que suspender la audiencia por la incomparecencia de Mauricio Dantas Bezerra, un testigo “imprescindible” del Ministerio Público. Dantas Bezerra, quien se encuentra fuera del país, es uno de los ejecutivos de la constructora Odebrecht, quien firmó en 2017, el acuerdo con el cual la empresa se comprometió a pagar US$184 millones por los daños y perjuicios causados al Estado.

El juicio ya tiene una semana paralizado por la inasistencia del referido testigo. La audiencia se reanudará el próximo lunes 21 de septiembre a las 9 a.m.

Odebrecht 2.0

En septiembre pasado, la procuradora general Miriam Germán Brito y sus adjuntos Wilson Camacho y Yeni Berenice Reynoso indicaron que las pesquisas sobre el caso Odebrecht serán profundizadas. Reynoso explicó que están convencidos de que el proceso requiere una investigación más amplia, a la que han denominado “Odebrecht 2.0”.

La responsabilidad de las tres juezas de este caso

Al final del juicio de fondo contra los seis acusados, las juezas del Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional, Esmirna Gisselle Méndez, presidenta; Tania Yunes y Jissel Naranjo tendrán que decidir si cada uno de ellos es culpable de los cargos o inocentes y, en consecuencia, los condenan o absuelven.

Cuando esto suceda, el caso culminaría su etapa en primera instancia, pero no acabaría ahí y podría llegar más lejos. Esto así, ya que quedarán dos instancias más, una es la apelación, en caso de que algunas de las partes quieran recurrir a la decisión que emane del tribunal; y la casación, en el hipotético caso de que alguien acuda a la Suprema Corte de Justicia (SCJ) para que la sentencia, que salga de una de las salas de la Corte de Apelación del Distrito Nacional con respecto a este caso, sea revisada y modificada.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

Compartir