PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Luego de que el confeso asesino del ministro Orlando Jorge Mera solicitara que se le permita ser entrevistado por periodistas en su celda de Najayo, la fiscal titular del Distrito Nacional, Rosalba Ramos, dijo que este “tuvo la oportunidad de hablar con la prensa y no lo hizo”.

Dijo que cuando se conoció la medida de coerción, Fausto Miguel Cruz pudo establecer comunicación no solo con la prensa, sino en el momento en el que estaba frente al juez, pero que aun así no lo hizo.
El imputado, acusado de matar de varios disparos a Jorge Mera en su despacho del Ministerio de Medio Ambiente, por supuestamente negarle unos permisos, solicitó el permiso de la entrevista, a través de sus abogados.

“Ellos hicieron la solicitud y entendí que era pertinente comunicarnos con la procuradora (Miriam Germán) a propósito de esto, vi a la magistrada el miércoles para que expresara su opinión. Nosotros entendemos que él tuvo su oportunidad en la medida de coerción de hablar, incluso decidió no hacerlo, lo cual es su derecho. Ahí estaban los medios, los cuales querían también tener acceso a él, pero no habló”, comentó.

Ramos dijo que esperará que la procuradora general de la República, Miriam Germán se pronuncie sobre la petición.

Un año de prisión

Por otro lado, Ramos defendió la petición que hicieron para que a Cruz le fuera dictado un año de prisión preventiva, pedido que le fue acogido por el juez Rigoberto Sena, de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional, quien ordenó que el imputado cumpla la medida en el Centro de Rehabilitación y Corrección Najayo-Hombres.

Dijo que desde el primer día tiene una línea de investigación para poder tener todos los elementos. “Nos falta para completar unos 14 testigos. Yo no creo que duremos mucho para presentar el acto conclusivo”, agregó.

Posted in Justicia
agency orquidea

Más contenido por El Caribe