PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Argentina. Al participar en la cumbre de jefe de Estados y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) celebrada ayer en Argentina, el presidente Luis Abinader urgió ante las naciones el inicio del comité de sanciones en el vecino país de Haití, que se estableció en dos resoluciones emitidas por el Consejo de Seguridad de la ONU.

Con las resoluciones 2645 y 2653 el Consejo de Seguridad de la ONU se comprometió a integrar una fuerza multinacional en apoyo a la Policía de Haití para restablecer la paz en dicha nación que se encuentra sumida en la mayor crisis económica, social y política en toda su historia luego del asesinato del presidente Jovenel Moïse.

“Urgimos a que empiece a operar formalmente el comité de sanciones establecido en las resoluciones 2645 y 2653 del Consejo de Seguridad de la ONU, para que las medidas que unilateralmente han tomado algunos Estados puedan estar respaldadas por el marco vinculante del derecho internacional”, expresó el mandatario, tras manifestar que la situación no deja de agravarse y por tanto, la comunidad internacional debe actuar de inmediato.

RD ayudará Haití hasta donde pueda

Durante su discurso, el gobernante resaltó, también, que estas acciones han sido los primeros pasos para ayudar a las autoridades haitianas a restaurar el orden en su país.

Sin embargo, agregó, aún no se ha respondido al llamado del gobierno para crear una fuerza militar robusta que permita a la Policía Nacional Haitiana enfrentar en mejores condiciones a las organizaciones criminales que hoy día controlan entre un 60 % y un 70 % de Puerto Príncipe y que siembran la inseguridad y el desasosiego de un pueblo que reclama el derecho de vivir en paz. “Sin esa ayuda, podemos estar seguros de que seguiremos lamentándonos de los sufrimientos que aquejan a Haití”, sentenció Abinader.

Dijo que la República Dominicana seguirá ofreciendo al pueblo haitiano todo el apoyo que esté a su alcance, pero reiteró que no está en manos de este país la solución a tan grave problema.

En su ponencia ante la Celac, Abinader planteó que dicho organismo tiene la responsabilidad de defender la soberanía de los pueblos y promover la integración regional basada en principios. Sostuvo que los gobiernos y pueblos latinoamericanos están obligados a defender los espacios democráticos alcanzados en los últimos años en la región.

Invasión a Ucrania amenaza estabilidad

El jefe de Estado dominicano también señaló que la invasión a Ucrania representa un desafío adicional para todo el mundo, y sus estragos amenazan la estabilidad global, avivan los conflictos ideológicos y generan inseguridad alimentaria. “La Celac debe hacer un llamado a la paz y exigir que se trabaje seriamente para detener los horrores de una guerra que sigue causando estragos sobre poblaciones que no lo merecen”, insistió.

Posted in País
agency orquidea

Más contenido por Darielys Quezada