Autoridad Portuaria lleva seis meses con agenda llena y en el pago de deudas viejas

Compartir
La institución trabaja para robustecer la infraestructura de puertos del país, y para ello sigue un plan estratégico que busca lograr la estandarización

En los seis meses que Jean Luis Rodríguez lleva en la dirección de Autoridad Portuaria Dominicana (Apordom) ha conseguido algo que en cualquier administración debería ser normal y no sorprender a nadie: pagar la nómina de forma regular cada mes, y no de manera diferida.

Así fue y así se pagaba entre febrero y la mitad del mes de agosto de 2020, cuando Jean Luis posiblemente no imaginaba que estaría al frente de Apordom, según rememoró ayer en una entrevista especial para elCaribe. “En la pasada gestión se pagaba una parte de la nómina, en función de los ingresos que se percibían, y luego se pagaba a la otra parte del personal. Eso pasó durante seis meses”, dice el funcionario, mientras “pasa revista” a todo lo realizado desde que el presidente Luis Abinader le encomendó las riendas del organismo rector del sistema portuario dominicano.

Lo ideal para el actual director de la Apordom habría sido llegar a encargarse directamente de los asuntos inherentes a los puertos desde el primer día, pero antes debió dar el frente y ocuparse de temas tan complicados como las deudas heredadas de su antecesor. Logró pagar RD$43 millones que tenía Autoridad Portuaria Dominicana con la Tesorería de la Seguridad Social (TSS) y pagó seis millones por la cobertura de seguro médico, de empleados que acudieron a algún centro de salud, resolvieron con su propio bolsillo la emergencia y luego hubo que reembolsarles lo gastado.

Jean Luis Rodríguez recordó que la deuda con al TSS generaba una situación bastante incómoda, especialmente porque en medio de la pandemia por COVID-19 que vive el mundo, 2,500 colaboradores o empleados que había en nómina de la institución carecían de seguro médico. Con la TSS actualmente se está al día y se paga de manera regular cada mes el dinero correspondiente, aseguró.

A la entrevista le acompañaron su asistente Samantha Segura y la encargada de Relaciones Públicas, Stephanny Acosta. Por parte del periódico estuvieron el subdirector Héctor Linares, el jefe de Redacción de Apertura, Héctor Marte Pérez, y quien firma este escrito (Martín Polanco).

El director de la Apordom dijo que en la dirección suya saldó también con el Banco de Reservas los descuentos realizados y no pagados de préstamos a colaboradores concedidos por la entidad bancaria, por tres millones de pesos, así como el pago del bono del pacto colectivo con los sindicatos, por RD$18 millones, algo que desde el año 2003 no se pagaba, y de prestaciones laborales unos RD$50 millones. Adicionalmente, ha saldado deudas con proveedores y relacionados por RD$18 millones y otros RD$14 millones con el Banreservas por concepto de préstamo navideño para pagar el sueldo 13. Este año 2021 la Apordom está ahorrando para evitar tomar prestado en diciembre. La meta es pagar también un sueldo 14.

La institución se ha ido enderezando; cerró el pasado año con ingresos superiores a los gastos, por RD$114 millones, siendo la primera vez en más de una década en que hubo resultados positivos a final de año. Los ingresos sumaron RD$950 millones y los gastos RD$836 millones.

Plataforma sólida

Jean Luis Rodríguez, en otra parte del diálogo, aseguró que República Dominicana cuenta con muy buena infraestructura portuaria. “Tenemos puertos que en sus distintos renglones podríamos compararlos con puertos modelos del mundo, como es el caso de DP World Caucedo y de Haina International Terminals.
Y si nos vamos al turístico, tenemos terminales de crucero con los más altos estándares, como es la terminal de La Romana y SanSoucí, entre otros. Obviamente, hay unos puertos que son del Estado y son a los que mayor atención les estamos prestando, porque no han sido concesionados, al no existir ahí la alianza público-privada, que existe ya en los puertos que tienen mayor nivel de tecnología, mayor movimiento y que son más eficientes en sus operaciones. Se han quedado rezagados”, expuso.

Citó el puerto de Barahona, del que la actual gestión eliminó trabas que existían y que impedían que una empresa interesada en operar allí pudiera hacerlo. “El muelle número cuatro de Barahona estaba en muy malas condiciones y había una empresa dispuesta a reparar el muelle y a iniciar operaciones de exportación de carbonato de calcio. Por unos asuntos burocráticos ellos tenían dos años esperando toda la permisología y nosotros (Apordom y Medio Ambiente) en un mes facilitamos todos los permisos. Pretendemos inaugurar en abril, a más tardar, el muelle número cuatro de Barahona y dejar formalizadas las operaciones de exportaciones de carbonato de calcio”, indicó.

Sobre el Puerto de San Pedro Macorís, rememoró que desde 1998 los muelles tres y cuatro colapsaron y solo hay cuatro posiciones disponibles (40 % de la capacidad del puerto está limitada).

En una de sus primeras visitas a la provincia, el presidente Luis Abinader creó una comisión de trabajo en la que participó Jean Luis Rodríguez, quien presentó una propuesta para la rehabilitación de los dos muelles. Se ha estado en conversaciones con distintas empresas en procura de lograr algún tipo de concesión para el puerto. Para el de Manzanillo hay conformada una mesa de trabajo en la que está integrado el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Jean Luis Rodríguez dijo que hay una disponibilidad de fondos de US$100 millones, de los que se invertirían US$45 millones en acondicionamiento y US$55 millones en infraestructura vial, para mejorar el acceso de toda la zona norte hacia el puerto.

El proyecto contempla varios negocios que convivirían y se está proponiendo que haya un astillero de alto nivel, que tendría la capacidad de recibir desde la embarcación más pequeña del mundo hasta la más grande y fabricar cualquier pieza de embarcación que exista. Para eso se está viendo a empresas extranjeras. Sin embargo, el director de la Apordom dejó claro que otras empresas tendrán la oportunidad de participar de cualquier proceso que se realice.

Como parte de la agenda en que está envuelta y que conoce la Apordom, se contempla construir una terminal de combustibles de zona franca, aprovechando la posición estratégica en que se encuentra el puerto de Manzanillo.

Resaltó que el calado de Manzanillo es un calado natural, por lo que no habría la necesidad de estar dragando con tanta frecuencia, como otros puertos del país (el de San Pedro es uno), que tienen la dificultad de que algunos ríos desembocan prácticamente dentro ellos.

En otra parte de la conversación, el director de la Apordom mencionó el muelle turístico que se construye en Puerto Plata.
“Hicimos un calendario de trabajo junto a la empresa que tiene la concesión –de nombre Puerto Plata Port Investment- y va bastante bien. Entendemos que las reparaciones que están haciendo al muelle para que esté en capacidad de recibir los cruceristas, deben estar listas, según el cronograma, en unos seis meses”, expuso.

En Puerto Plata también se desarrolla la construcción de dos muelles de carga, que serían los sustitutos de donde se realizan las operaciones actuales de carga, de acuerdo con las explicaciones.

Rodríguez informó sobre reuniones que se sostienen con líneas de cruceros, mirando cómo -dentro del contexto de crisis sanitaria- se puede aprovechar para que algunas de ellas creen rutas saliendo desde República Dominicana, es decir, que el país se use como puerto madre y que desde aquí se haga una ruta por las distintas islas del Caribe.

“Hay mucho interés de parte de las líneas de cruceros. Obviamente, eso implica una logística a seguir, pero tenemos experiencia, porque hemos tenido cruceros que parten desde La Romana y también desde Santo Domingo”, apuntó Jean Luis Rodríguez.

La pandemia ha afectado bastante, no solo desde el punto de vista de los ingresos que el país recibe por concepto de comercio marítimo (exportación-importación y turismo de crucero) sino también en la cotidianidad, que ha debido ser cambiada y se han tenido que retrasar cosas.

Jean Luis dijo a elCaribe que al llegar al puesto, la primera facturación mensual fue de RD$60 millones; en enero logró RD$93 millones.

Pasivo laboral , mesa de trabajo y pagos

El pasivo laboral de la Apordom, que es una deuda histórica, es de RD$1,000 millones, pero por primera vez la institución está pagando las prestaciones.

“En lo que llevo de gestión -seis meses- hemos pagado más o menos RD$50 millones y estamos haciendo esfuerzos y gestionando recursos y apoyo del Gobierno para ir liquidando esas deudas. Aspiramos a que en un plazo no mayor de dos años, si soy director aún de la Apordom, podamos haber paliado la situación de esa deuda, que es negociable. Hablamos de mil millones de pesos porque ese es el monto, pero eso se puede negociar (...)”, dijo.

Esa deuda a la que se refiere Jean Luis Rodríguez viene “corriendo” desde el año 2000. La política de pago que lleva la actual gestión por el concepto citado es de RD$10 millones mensualmente.

De otro lado, informó que al llegar a la institución se constituyó una mesa de trabajo, donde se encuentra la Cámara Americana de Comercio, Aduanas, el Ministerio de la Presidencia y la propia Apordom, que puso un enfoque claro hacia las acciones que debían implementarse.

Enfoque
Hay un compromiso nuestro en la institución de poder mejorar los procesos y los procedimientos y de seguir saneándola financieramente”.

El esfuerzo
Pudiéramos decir que en la institución estamos pasando de rojo a verde y rumbo a azul y estamos enfocados en mejorar la parte tecnológica”.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

Compartir