Entre basura,bebida, y calles vacías quedó el Gran Sto. Dgo.

Compartir
El Distrito Nacional y la provincia Santo Domingo amanecieron con cúmulos de basura en calles y esquinas, música y gente en colmadones celebrando la Nochebuena todavía en la mañana, mientras brigadas de los ayuntamientos recogían desperdicios. En la Capital el tránsito lucía despejado y las emergencias de los hospitales laboraban dentro de lo normal.
Las diferentes alcaldías realizaron jornadas de recogida de basura tras abarrotar las calles luego de Nochebuena

La festividad de Nochebuena dejó como resultado un gran cúmulo de basura en el Gran Santo Domingo, la cual era recogida por brigadistas de los diferentes ayuntamientos, mientras muchas personas continuaban ingiriendo bebidas alcohólicas durante toda la madrugada y la mañana de ayer.

Asimismo, el tránsito era “de ensueño” debido a que muchos de los habitantes del Distrito Nacional y los municipios Santo Domingo Norte, Este y Oeste permanecían en sus casas o se trasladaron hacia el interior del país, lo que permitió que el flujo vehicular fuera flojo.

En un recorrido realizado ayer por reporteros de elCaribe se pudo observar la gran cantidad de basura que fue arrojada en las calles, ya sea por las personas luego de preparar la cena de Nochebuena, los negocios de expendido de bebidas alcohólicas o las tiendas de ropa y venta de otros artículos que no cerraron sus locales el pasado martes, en la víspera del Día de Navidad y cuyos desperdicios fueron arrojados a la intemperie.

Como una forma de poder mantener la ciudad limpia, la Alcaldía del Distrito Nacional realizó ayer una jornada de limpieza donde participaron alrededor de 200 personas y más de 100 camiones de basura fueron utilizados para recoger los desechos.

Unas dos mil toneladas de desperdicios

Normalmente en la ciudad se producen 1,600 toneladas de basura al día y en las épocas festivas se incrementa a unas 2,200 toneladas, según informó el alcalde David Collado, quien hizo un recocido por el sector Cristo Rey, para supervisar los trabajos y ver el proceso de los espacios ya recuperados.

“Luego de un día de fiesta, de celebración recuperando la ciudad porque el vertedero de Duquesa está en muy malas condiciones, es una vergüenza que nuestra ciudad y nuestro país tenga un vertedero en esas condiciones y cuando llueve el vertedero colapsa e impide que las volquetas, los camiones puedan tender un flujo hacia adentro del vertedero, lo cual retrasa a la ciudad y me imagino que todo el Gran Santo Domingo, y por eso estamos hoy 25 de diciembre (ayer) dándole el frente a la ciudad haciendo nuestro trabajo, hablando con la gente y verificando que la cuidad hoy quede limpia “, sostuvo Collado.

“Estoy aquí 25 de diciembre, no estoy de vacaciones, estoy dándole la cara a la gente verificando el trabajo en cada rincón”, recalcó el funcionario.

Durante el recorrido de supervisión Collado hizo una parada en la calle San Juan, donde conversó con los residentes y además pudo observar las condiciones de antiguo vertedero improvisado que fue saneado por la Alcaldía.

“Aquí, en este punto donde estamos, era el vertedero improvisado más grande todo Cristo Rey y pasamos por aquí para verificar que se mantiene en condiciones, nuestra administración tiró la acera completa, pintó el lugar y se mantiene”, agregó.

La gran cantidad de basura y los trabajos de limpieza también se extendieron a las barrios de Villa Juana y Villa Consuelo, así como en las concurridas avenidas Ovando y Duarte, en la cual la venta de ropa aún se mantenía y el flujo de personas era notorio, aunque más bajo que previo a la Nochebuena.

Los municipios Norte, Este y Oeste

Igualmente en los municipios Santo Domingo Norte, Este y Oeste se realizaron, desde tempranas horas de la mañana, varias jornadas de recogida de basura.

En el Oeste, por ejemplo, en Buenos Aires de Herrera la basura acaparaba las aceras, lo que le impedía a los peatones transitar por allí y los obligaba a caminar por las calles.

A unos cuantos metros de distancia, en una esquina de una tienda de ropa en la calle México del referido sector, estaba parado el camión recolector de los desechos. Los empleados de la Alcaldía no tuvieron día feriado y se dispusieron a recoger los desperdicios que afeaban la ciudad.

En Santo Domingo Norte, las avenidas Restauradores, Charles de Gaulle y Hermanas Mirabal, la basura hizo acto de presencia, y en cantidades muy notorias.

Los sectores El Edén, Barrio Nuevo, Punta, Los Cerros, Los Palmares, Carlos Álvarez, Buena Vista II y El Primaveral, del mencionado municipio, corrieron con la misma mala suerte.
En Santo Domingo Este, en los conocidos barrios como Catanga, Vietnam, Los Mina y Cancino la situación era similar a los antes citados.

En todos los sectores y barrios mencionados, los empleados de las diferentes alcaldías recogían la basura que quedó luego de una noche de comida y tragos.

Muchos amanecieron en las calles

Este año muchas personas en los barrios del Gran Santo Domingo decidieron adelantar la fiesta de fin de año y amanecer en las calles.

Decenas de colmadones y tiendas de bebidas alcohólicas aprovecharon la gracia en el horario dispuesta por el Ministerio Interior y Policía para mantener en Nochebuena sus puertas abiertas llenos de clientes que se permanecieron ingiriendo alcohol hasta pasadas las 10 de la mañana del Día de Navidad, como un grupo de jóvenes que disfrutaban en la calle Central del sector Hainamosa, en Santo Domingo Este.

La alegría se manifestaba como si apenas estuviera empezando la rumba en el colmadón “Súper Bodega Central” del sector Los Pinos del mismo municipio, donde sus concurrentes explicaron que se estaban pasando la navidad compartiendo tragos con amigos y familiares de forma tranquila, sin que hasta el momento se registraran incidentes.

De igual modo, en los otros barrios populosos de Santo Domingo Este, como Katanga, Vietnam, Los Mina, Cancino, entre otros, no faltó el juego de dominó en colmadones y esquinas, el baile a ritmo de música en los vehículos, y los “borrachines” tradicionales de los sectores que ignoraban la luz del sol y continuaban ingiriendo alcohol y bromeando con los “tígueres” en las esquinas.

A pesar de la alegría que mostraban los residentes de las diferentes barriadas, fue difícil no tropezarse con botellas plásticas, vasos, platos, cajas de comida, bolsas plásticas y todo tipo de utensilios desechables, producto de las actividades nocturnas que allí se celebraron. El desorden se desbordaba en todos los rincones del municipio, de la misma forma en que las bolsas de basura rebosaban los zafacones.

Asimismo, la gente de los barrios de Santo Domingo Norte, echaron a un lado las dificultades económicas y los problemas sociales para celebrar la Nochebuena, en medio de una gran algarabía que en muchos sectores se prolongó hasta las 10:30 de la mañana de ayer, día 25.

En las avenidas Restauradores, Charles de Gaulle y Hermanas Mirabal del referido municipio, también eran notables los depósitos de basura improvisados, denotando la imprudencia de los munícipes que lanzaron sus desperdicios en la vía pública en la Nochebuena.

De igual modo, en los barrios El Edén, Barrio Nuevo, Punta, Los Cerros, Los Palmares, Carlos Álvarez, Buena Vista II, fue notorio como los residentes compartían en los colmadones, tiendas de licores y frente a sus residencias.

Los moradores del Distrito Nacional tampoco “se quedaron atrás”. En Cristo Rey los amigos de Beata Pérez la acompañaron toda la madrugada y la mañana de ayer miércoles, compartiendo comida y algunos tragos. Indicó que la pasaron tranquilamente y que el ambiente en la calle se mantuvo calmado.

En Santo Domingo Oeste la situación se produjo en menor medida, pero si hubo una que otras personas ingiriendo bebidas alcohólicas.

Continuaban las ventas

Desde las primeras horas de ayer algunos vendedores de asados colocaron sus mesas, para vender la poca mercancía que les quedó del día anterior.

Las principales calles estaban despejadas

Como era de esperarse, las principales avenidas y calles del Gran Santo Domingo se encontraban ayer despejadas, sin mucho flujo vehicular. El tránsito se incrementaba leventemente en las calles de los barrios más populosos de la capital. La mayoría de los habitantes se mantenían en sus casas y se trasladaron hacia el interior del país. Mientras que el Ministerio de Obras Públicas, se mantenía activo con el operativo navideño de asistencia vial. Con la puesta en marcha de “Un Pacto por la Vida, Navidad Segura 2019”, la entidad puso a disposición de la ciudadanía 2,524 personas, entre profesionales, técnicos, brigadistas y militares, y más de 451 unidades, las cuales están conformadas por 369 patrullas de carreteras, 15 talleres móviles, 18 gomeros, 24 ambulancias con personal médico y especialistas en emergencias viales, 24 grúas y 50 unidades motorizadas para accionar en el casco urbano de la ciudad capital y las principales carreteras y autopistas del país. Igualmente, la Policía Nacional lanzó a las calles 26, 453 para garantizar la seguridad.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir