PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO
Enfermedad de cambios mínimos: la extraña enfermedad de Karla Fatule
Enfermedad de cambios mínimos: la extraña enfermedad de Karla Fatule

Este lunes, la actriz dominicana Karla Fatule publicó un video donde cuenta todo sobre cómo supo que padecía su actual y extraña enfermedad. Se trata de la Enfermedad de Cambios Mínimos (ECM), un trastorno que daña los vasos sanguíneos diminutos de los riñones. En consecuencia, puede menoscabar el funcionamiento de los riñones.

«Es un transtorno que daña los glomérulos, unos vasitos sanguíneos diminutivos que hay en los riñones, que depuran la sangre. Es más frecuente en los niños que en los adultos. Se habla de enfermedad de cambios mínimos porque los daños que sufren esos vasos sanguíneos son demasiados pequeños. Tan mínimos como para que los médicos lo puedan ver en un microscopio normal» explicó la propia Karla Fatule, actualmente en franca recuperación luego de un severo cuadro neufrótico en el que llegó a pesar 218 libras «de puro líquido».

¿Qué es la enfermedad de cambios mínimos (ecm)?

La U.S. National Library of Medicine describe la enfermedad de cambios mínimos como un trastorno renal que puede provocar un síndrome nefrótico. El síndrome nefrótico es un grupo de síntomas que incluyen proteínas en la orina, niveles bajos de proteínas en sangre, niveles altos de colesterol, niveles altos de triglicéridos e hinchazón, así lo señala la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos.

Causas

Cada riñón está compuesto por más de un millón de unidades llamadas nefronas, que filtran la sangre y producen orina.

En la enfermedad de cambios mínimos, se presenta daño en los glomérulos, que son vasos sanguíneos diminutos dentro de la nefrona donde se filtra la sangre para producir orina y se eliminan los desechos. La enfermedad recibe su nombre porque este daño no es visible con un microscopio normal. Solo se puede observar con un microscopio muy potente llamado microscopio electrónico.

La enfermedad de cambios mínimos es la causa más común de síndrome nefrótico en los niños. También se manifiesta en adultos con síndrome nefrótico, pero es menos común.

¿Qué es un síndrome nefrótico

El síndrome nefrótico es una señal de que tus riñones no funcionan correctamente, así lo indica Michigan Medicine, en Estados Unidos.

Como resultado, puedes desarrollar:

  • Niveles altos de proteína en la orina.
  • Niveles bajos de proteína en sangre.
  • También puedes tener niveles altos de colesterol en sangre.

El síndrome nefrótico no es una enfermedad. Es una advertencia de que algo está dañando tus riñones. Si no lo atiendes, este problema podría causar insuficiencia renal. Por ello, es importante que recibas tratamiento de inmediato.

La afección puede ocurrir a cualquier edad, pero es más común en niños entre las edades de 18 meses y 8 años. Sus síntomas más comunes pueden incluir:

  • Hinchazón alrededor de los ojos o en los pies o tobillos (este es el síntoma más común).
  • Fatiga.
  • Aumento de peso (por acumulación de líquido).
  • Espuma al orinar.
  • Pérdida de apetito.

Los riñones poseen vasos sanguíneos diminutos llamados glomérulos, los cuales filtran los desechos y el exceso de agua de la sangre. Los riñones sanos mantienen la cantidad adecuada de proteínas en la sangre. La proteína ayuda a mover el agua de los tejidos hacia la sangre. Cuando los pequeños filtros se dañan, demasiada proteína se desliza de la sangre a la orina. Como resultado, el líquido se acumula en los tejidos y ocasiona hinchazón.

¿Qué causa la enfermedad de cambios mínimos?

Al día de hoy se desconoce la causa, pero la enfermedad puede ocurrir después de o estar relacionada con:

  • Reacciones alérgicas
  • Usar medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE)
  • Tumores
  • Vacunas (antigripales y neumocócicas, aunque raras)
  • Infecciones virales.

¿Qué efectos produce?

Pueden presentarse síntomas del síndrome nefrótico, los cuales incluyen:

  • Aspecto espumoso de la orina
  • Poco apetito
  • Hinchazón (especialmente alrededor de los ojos, pies y tobillos, y en el abdomen)
  • Aumento de peso (por retención de líquidos)
  • La enfermedad de cambios mínimos no reduce la cantidad de orina producida, y rara vez progresa a insuficiencia renal.

¿Cómo se trata?

El síndrome nefrótico casi siempre se puede tratar, pero el tratamiento dependerá de cuál sea la causa. Los pacientes suelen ser tratados por nefrólogos (médicos especializados en problemas renales) y recetan medicamentos y una dieta baja en sales para ayudar a reducir la hinchazón. No es necesario llevar una dieta baja en proteínas. Para otros consejos relacionados con la alimentación, hable con el médico de su hijo o con un dietista.

Si el tratamiento con prednisona no consigue bajar la concentración de proteína en la orina, el médico pedirá una biopsia para buscar otra causa del síndrome nefrótico.

Posted in Ciencia, Gente
agency orquidea

Más contenido por Andrés Tovar