Decora tu oficina de manera creativa

Las tonalidades juegan un rol fundamental a la hora de decorar.
De acuerdo al servicio que brindas en tu oficina debes seleccionar los objetos y colores decorativos

Si eres dueño de un negocio; si tienes una oficina o un despacho, hay cuatro componentes que debes tener pendiente a la hora de decorar: elegir accesorios que vayan relacionado al servicio que se brinda en tu espacio, el sonido, los aromas y la atinada elección de tonalidades, así lo asegura la decoradora de interiores Maritza Báez.

“Las sensaciones producidas por el color y el estilo decorativo de tu oficina venden por ti mucho antes de que el cliente escuche tu propuesta. Asimismo, el sonido y los aromas complementan el ambiente”, comenta la experta en decoración.

Báez recomienda crear una estrategia decorativa donde participen todos los sentidos del cliente. “El color es protagonista aportando frío o calor, paz o inquietud, credibilidad o rechazo. También añade aromas exclusivos para que tus clientes identifiquen, de manera inconsciente, el olor de tu empresa”.

Lo primero que debemos analizar es el ‘branding’ de tu empresa (es un anglicismo empleado en mercadotecnia que hace referencia al proceso de hacer y construir una marca) analizando sus colores y usando los mismos en la decoración, teniendo en cuenta que el logo se diseña usualmente para que se destaque y sea visto de lejos, por este motivo se usan colores primarios o complementarios y éstos resultan muy intensos para usarlos en interiores, resalta Baéz.

Dependiendo de los espacios, Báez señala algunas recomendaciones que se detallan a continuación:

Oficina en casa

La tecnología actual ha hecho posible que cada día más personas trabajen en sus casas. Elige un área cerca de la puerta principal, próxima a la sala, y retirada de las áreas íntimas como habitaciones, cocina, etc. El estilo decorativo, el mobiliario de oficina y el color deben estar relacionados con el servicio que ofreces. Los libros, diplomas y premios, proyectan sabiduría y experiencia, siempre úsalos.

Consultorio y sala de espera médicos

En estos ambientes los colores varían, ya que depende la especialidad del médico, no es lo mismo un cirujano plástico que un siquiatra. La sala de espera debe ser muy relajante pues casi siempre el estrés acompaña al paciente.

Música ambiental seleccionada, colores pasteles suaves, preferiblemente, el azul pálido combinado con blanco, un mobiliario ergonómico y elegante, revistas actuales, flores naturales como las orquídeas y cuadros con paisajes harán que tus pacientes se relajen.

Evita el color rojo, pues recuerda la sangre. Los pediatras deben ambientar su espacio con elementos relacionados con los niños, por jemplo, caricaturas, tener caramelos disponibles, sillas pequeñas, etc. Si sigues estas pautas, el pequeño paciente recordará siempre su visita al pediatra como una experiencia fantástica. “Cada especialidad médica determina la decoración. En odontología les sugerimos el azul pálido combinado con blanco mate y música relajante. Cuando el paciente entra a tratamiento, el techo sobre él debe ser pintado azul cielo con nubes, o imágenes agradables. Evite los colores cálidos como rojo o amarillo”, indica Báez.

Despachos políticos y ejecutivos

Para Báez, en este tipo de espacios el diseñador de interiores tiene que utilizar los tonos tierra, materiales nobles y diseños de muebles donde la solidez y el lujo predominen. La caoba, los ladrillos, el bronce, las lámparas, las alfombras persas, harán de tu espacio algo muy original. Además, Báez aconseja adecuar un salón de conferencias, ya que será muy útil para estos profesionales.

Las antigüedades como adornos y réplicas de pinturas famosas le darán un buen toque a tu ambiente.

Oficinas de arquitectos, diseñadores, publicistas…

Los espacios de trabajo de quienes tienen un rol creativo deben tener objetos que contribuyan a la estimulación mental. El color naranja es uno de los más recomendados para estos profesionales. El uso de colores complementarios los mantendrá alerta y despiertos. En la oficina de un arquitecto Báez recomienda, fotos de diseños o proyectos, maquetas, revistas especializadas, etc. En el despacho de un publicista puede haber grafiti, murales, o cuadros pintados. De acuerdo a Báez en estos espacios se debe proyectar creatividad.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.