Enfoque ganador

No te enfoques en lo que podrías perder, decidir implica reconocer que en esta vida se gana y también se pierde. Para ganar muchas veces hay que perder, y los que saben perder son los que aprenden a ganar… soltar no es perder, es liberar, sembrar, ¡entregar al futuro! Dios es quien hace que sigamos adelante frente a toda adversidad, esperanza contra esperanza. Sabes, quien espera no retiene, quien ama no enjaula… Decide soltar para abrazar mejores días, perder lo que no puedes retener, superar lo que puedes cambiar y confiar en Dios para ser sorprendidos con lo divino. Decide ahora, nos arrepentimos más de lo que no hicimos que de lo que perdimos por no intentar, porque cuando te enfocas en lo que pierdes: ¡no disfrutas lo que ganas!

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.