Jairon: emprendedor que le da valor al café

Es ganador de un concurso en el que presentó una idea de gran importancia para recuperar la caficultura de la RD

Jairon Francisco es un joven ingeniero que en el año 2011 decidió emprender una idea de negocios en café, un sector que ha venido atravesando por serias dificultades en los últimos años, principalmente por el ataque sistemático de la roya y la broca.

“Inicialmente, la idea era abrir una cafetería y vender café de diferentes pueblos de la República Dominicana. Debido a innumerables factores el plan no pudo ejecutarse y decidí dedicar un año a estudiar más a fondo el café dominicano y los desafíos en materia de calidad y sostenibilidad”, le cuenta Jairon a elCaribe. Le gusta hablar del tema y no lo esconde.

Es un emprendedor nato y el hecho de que se haya movido de un lado a otro antes de iniciar la empresa demuestra que le sobra voluntad. Se fue a Costa Rica, uno de los países que más producen café de la región y terminó estudiando en Londres, en la Universidad de Kingston, bajo el programa de becas internacionales Chevening, del Gobierno inglés. Jairon fue un alumno aventajado; se destacó al ganar un concurso de emprendedurismo presentando su idea de recuperar el café dominicano utilizando biotecnología.

Ya de regreso en su tierra, República Dominicana, fue cuando inició Café Maguana, que se dedica principalmente a tostar café, de ese que paren los suelos dominicanos. “Cada finca o comunidad representa un origen único”, asegura. Tiene el aval para abordar el tema y sus distintas particularidades. “Obtuve dos certificaciones de tostador de la SCAE (Asociación del Café de Especialidad de Europa)”, indica Jairon, quien es gerente general de Café Maguana, elaborado por Agartha SRL, como se llama la firma.

“Buscamos que los productores se desarrollen, no solo en cantidad de terreno, sino de la calidad del café que producen. A los caficultores les proveemos tecnologías y los conocimientos que tenemos y la referencia que tenemos sobre café para que puedan desarrollarse y al mismo tiempo educamos a los consumidores en cuanto a la realidad del café dominicano y los desafíos que enfrenta su riqueza y valor”, sostiene. Mientras habla, el fotorreportero Kelvin Mota aprovecha para tomar algunas fotos.

Lo que hace Jairon es comprarles el café a productores pequeños, sin usar intermediarios para eso. Lleva esos granos verdes a Santo Domingo y allí los tuesta en un moderno molino. Al consumidor final el café le llega en grano y molido.

El empaque de Café Maguana indica el lugar de origen del café (la comunidad de la que fue cultivado y tomado), la altura a la que se cosechó ese café y otros datos igual de importantes. El producto se puede comprar en diversos puntos de venta, entre ellos: En Cosas del País, de la plaza Ágora Mall; en Supermercado Nacional de la avenida 27 de Febrero, en Enfoque, ubicado en Gascue; Diseño Local Store, de la Zona Colonial y en La Fábrica. El café del que habla Jairon es uno que se trabaja siguiendo los criterios de tueste de especialidad, manteniendo y considerando la riqueza y el sabor que tiene el grano, dependiendo de la variedad y la altura a la que se siembra. Tiene maquinarias especializadas para que el café quede con el sabor y la aroma que tiene el café dominicano.

Jairon tiene ocho meses operando el negocio. Tiene cuatro empleados que a la vez son socios. “Quiere decir que nosotros mismos hacemos el trabajo. Somos dominicanos que decidimos aportar un poco al sector y aportar. Iniciamos muy pequeños, con un público que nos seguía a través de las redes sociales (…) amigos y personas que nos conocen. Se fueron sumando y trayendo más gente”, sostiene.

Según Jairon, el café ya se consume en Nueva York y Miami, no porque lo exporte, sino porque familiares de personas que residen en esas ciudades lo llevan desde este país. Como una parte importante de los emprendedores, Jairon inició con un pequeño capital que sirvió en sus inicios para la compra de maquinarias.
Se le puede ubicar en la calle Santiago número 369, Gascue, Santo Domingo y para contactos ofreció el teléfono 829-979 8440. “Nos pueden escribir a [email protected] Ahí tendrán todo lo que deseen saber, incluyendo los cursos que impartimos sobre café”, indica.

De aquí y de allí

De acuerdo con las explicaciones del empresario cafetalero, la riqueza del café dominicano es principalmente un asunto de diversidad. Se refiere a que, dependiendo del sitio de donde procede el café, su sabor y aroma pueden ser muy distintos. “Los matices del café pueden variar a nivel de finca, comunidades y regiones. En Café Maguana preparamos café de orígenes únicos y estamos en búsqueda constante de nuevos lugares y experiencias”, plantea.

Los productores que le suplen a Jairon tienen sus fincas en Polo- Barahona, en Jarabacoa, en La Vega, en Pedernales, en Montecristi, en Bahoruco, en Valverde, en San José de las Matas, en San Juan, en Pedernales y otros puntos de país.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

  • Etiquetas
  • d5