PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Miami, 4 oct (EFE).- Un hombre de Naples (Florida), una ciudad de la zona donde impactó el huracán Ian la semana pasada, nadó hasta la casa de su madre de 84 años, que no puede caminar y usa silla de ruedas, y la encontró con el agua hasta el pecho, relató a un canal local.

John Lauder contó al canal WTSP que, tras poner a sus hijos a salvo en el ático de su casa, momento durante el cual vio pasar una camioneta flotando frente a su domicilio, salió a bordo de una tabla de surf a la calle inundada y nadó hasta el domicilio de su madre, situada a unos metros de la suya.

Cuando accedió a la vivienda había más de un metro de agua, producto de la marejada ciclónica que ocasionó Ian, y a su madre, sentada en su silla de ruedas, le llegaba hasta el pecho.

Lauder explicó que logró poner a salvo a su madre sobre una mesa envuelta en mantas y decidieron esperar que el agua bajase para abandonar la casa en busca de un lugar seguro.

«Nos tomó casi una hora llegar hasta donde hay un hotel en la esquina para encontrar un lugar seco», dijo el hombre, cuya casa y la de su madre resultaron destrozadas por el huracán.

«Estamos bien. Una casa perdida y posesiones materiales perdidas, pero no perdimos vidas», señaló.

La mujer, que sufre de una condición en la piel, se encuentra recuperándose en un hospital de Naples, donde le tratan una infección como consecuencia del ciclón.

Ian tocó tierra en Cayo Costa, en el suroeste de Florida, el pasado miércoles con vientos máximos sostenidos de 240 km/h, es decir como huracán de categoría cuatro, de un máximo de cinco en la escala Saffir-Simpson.

Dos días después, volvió a tocar tierra en Carolina del Sur, como huracán de categoría uno. Antes lo había hecho en el occidente de Cuba.

En Florida, según anunció el lunes su gobernador, Ron DeSantis, se ha logrado hasta el momento restablecer la electricidad a un 95 % de los usuarios que la perdieron por Ian, aunque en el suroeste de este estado, la zona cero, el proceso de restauración de la energía tardará más.

Aunque DeSantis y el director de la División de Manejo de Emergencias de Florida, Kevin Guthrie, señalaron que aun es difícil dar una cifra definitiva de fallecidos, la comisión de médicos forenses de Florida dio cuenta de 68 muertes confirmadas por Ian.

La cifra difiere de la contabilidad que dan los medios estadounidenses, muchos de los cuales hablan de más de un centenar

Posted in Internacionales
agency orquidea

Más contenido por EFE