Papa lamenta que Haití continúe en sufrimiento

Vaticano. El papa Francisco recordó ayer la terrible explosión de un camión cisterna que causó la muerte de al menos 61 personas en el norte de Haití y afirmó: “Pobre Haití, una detrás de otras. Es un pueblo en continuo sufrimiento”.

Al final de la audiencia general celebrada en el aula Pablo VI, el pontífice quiso hacer referencia a la “devastadora explosión” de este martes en Haití en la que “perdieron la vida numerosas personas, entre ellas muchos niños” y pidió rezar por este país “donde hay tanta gente buena, gente religiosa pero que está sufriendo tanto”.

“Expreso mi cercanía a los habitantes de esa ciudad y a los familiares de las víctimas y a los heridos. Os invito a uniros en oración por estos hermanos y hermanas tan duramente golpeados”, dijo.

La explosión de un camión cisterna cargado de combustible en Cap-Haitien, en el norte de Haití, causó este martes la muerte de al menos 61 personas y ocasionó cerca de un centenar de heridos, en un accidente derivado de la profunda crisis que atraviesa el país.

Las llamaradas se tragaron un numeroso grupo de personas que intentaban saquear el camión, volcado en una calle tras sufrir un accidente, y causaron cuantiosos daños en al menos 20 viviendas situadas en la zona del siniestro.

Con un Gobierno surgido de un magnicidio, Haití parece seguir abocada al desastre, sin que sus dirigentes acierten a dar solución al rosario de calamidades que se han ido encadenando este año.
La crisis se agravó al extremo a partir del magnicidio, perpetrado la madrugada del 7 de julio por hombres armados que accedieron a la residencia del mandatario sin que los responsables de su seguridad presentaran resistencia.

El Gobierno haitiano ha solicitado sin éxito apoyo internacional para hacer frente a las bandas armadas, una petición de ayuda que por el momento ha sido ignorada.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.