Dice nuevos allanamientos son para "llegar hasta el último peso que se hayan robado del erario"

El titular de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca) afirmó este jueves que los 18 allanamientos que realizan la mañana de hoy en diferentes puntos del país son para "llegar hasta el último peso que se hayan robado del erario" la red de corrupción sindicada al mayor general Adán Cáceres Silvestre.

Wilson Camacho explicó que los allanamientos son parte de la segunda fase de la Operación Coral para incautar bienes.

"En esta ocasión se están allanando varias fincas, algunas villas, casas, apartamentos y locales comerciales, como habíamos dicho la cantidad de bienes que ha manejado esa red de corrupción es sumamente cuantiosa", indicó.

Le recomendamos leer: 

Sobre nuevos apresamientos, el procurador adjunto dijo que como los operativos todavía están en proceso, cuando se termine entonces podrán decir si hay personas detenidas.

También dijo, en unos de los recesos del juicio Odebrecht en el que litiga, que en la medida en que la investigación continúe y lleguen a otras ubicaciones seguirán operando en la Operación Coral.

Los allanamientos se realizan en en el Distrito Nacional, Santo Domingo, La Vega, Monte Plata y San Francisco de Macorís.

Por el caso Coral, fueron sometidos Adán Cáceres Silvestre, exjefe del Cuerpo de Ayudantes Militares de la Presidencia (Cusep); la pastora Rossy Guzmán, el cabo policial Tanner Flete Guzmán, el coronel Rafael Núñez de Aza, el sargento Alejandro Montero Cruz y el mayor Raúl Alejandro Girón Jiménez.

La semana pasada, la jueza Kenya Romero dictó prisión preventiva contra los primeros cinco imputados y los envió al Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo, ubicada en San Cristóbal.

Mientras que, contra el mayor Girón Jiménez, quien está colaborando con el Ministerio Público y admitió los cargos, dispuso arresto domiciliario bajo custodia de la Procuraduría General de la República.

Al grupo se le imputan los delitos de asociación de malhechores, estafa contra el Estado dominicano, coalición de funcionarios, falsificación de documentos públicos, lavado de activos provenientes de actos de corrupción y porte y tenencia ilegal de armas de fuego.

De acuerdo a las investigaciones que realizó la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca), cuando en el 2012, el expresidente Danilo Medina llegó al poder, Cáceres Silvestre comenzó a crear un entramado militar-policial, social y religioso para distraer fondos del Cuerpo de Ayudantes Militares de la Presidencia(Cusep) y del Cuerpo Especializado de Seguridad Turística (Cestur).

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.