La República Popular China inaugura nueva sede en el país

Compartir
Leonel Fernández, Zhang Run e Hipólito Mejía cortan la cinta.

El embajador de la República Popular China en el país, Zhang Run, dejó ayer inaugurada la nueva sede de su embajada en la capital de la República Dominicana.

“La inauguración de esta sede es un nuevo retrato para el desarrollo y progreso bilaterales entre China y la RD, enviando una clara señal de que China otorga gran importancia a nuestra relaciones, mostrando nuestra determinación de brindar mejores servicios”, dijo Zhang Run.

Durante la ceremonia el embajador Zhang expresó que el país asiático cumple su 71 aniversario y desde su fundación se ha convertido en la segunda economía a nivel global contribuyendo al 30 por ciento al crecimiento económico en todo el mundo.

El diplomático dijo que la economía China ha contribuido a la reducción de un 70 por ciento de la pobreza a nivel mundial.

Desde hace dos años la República Popular China estableció su embajada en el territorio dominicano, pero actualmente han instalado otro edificio más privilegiado con instalaciones más cómodas, para brindar un mejor servicio dentro del estado dominicano.

“En nombre de la Embajada China y en el mío propio, expreso mi más sincero agradecimiento a los amigos que vienen prestando atención y apoyo a la celebración de la relación diplomática entre China y la del país caribeño”, expresó.

El ministro de Educación Superior, Ciencias y Tecnología (MESCYT), Franklin García, dijo que la nueva sede de la Embajada China tiene un significado simbólico, que implica una representación material de los vínculos que se mantienen entre los dos países, fortaleciendo un ambiente de respeto y solidaridad.

La nueva sede de la embajada está ubicada en la Torre Bristol del sector, Piantini, del Distrito Nacional. Al acto asistieron los expresidentes Leonel Fernández e Hipólito Mejía, entre otras personalidades.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir