Padre de la Cruz descalifica artículo de Andy Dauhajre

Padre Mario de la Cruz.

Que República Dominicana forme parte del reducido grupo de países que no permite el aborto es una ventaja para los dominicanos, ya que evidencia la decisión de colocar al ser humano en el centro de su accionar, sin importar el costo o beneficio lucrativo que pueda implicar ese proceder.

Así lo planteó el padre Mario de la Cruz Campusano, vicario episcopal de la Pastoral Familia y Vida de la Arquidiócesis de Santo Domingo, al ponderar el artículo que publicó ayer el economista Andy Dauhajre hijo en el periódico elCaribe, donde muestra que de 200 países que hay en el mundo, solo 17, entre ellos, República Dominicana, prohíben el aborto, sin importar la causa del embarazo.

Calificó de “interesado” el análisis que relaciona el bajo rendimiento académico, la ignorancia o falta información con el rechazo al aborto. “Esa es una estadística interesada por la visión que tiene él, que de lejos se ve pragmatista, utilitarista, con algo de nihilista”, el sentenció el presbítero.

Análisis

Afirmó que por su condición de economista, Dauhajre hijo, tiene una visión materialista, enfocada en el dinero, y se preguntó por qué no hace un análisis más justo, certero y honesto.

“Él ha estado dentro del tren gubernamental por mucho tiempo y aquí lo que más ha llevado al deterioro del país y, en todas las otras materias, es la corrupción administrativa”, afirmó De la Cruz Campusano.

Tras explicar que el alto número de países que respalda el aborto a través de una o varias causales se debe a un nuevo orden mundial dirigido por potencias con intereses muy marcados, el sacerdote dejó claro que sería interesante leer un análisis que permita ver cómo la corrupción ha permeado esos países.

Sobre la afirmación, también presentada en el artículo titulado “El triunfo del chantaje religioso” de que los niños que nacen como fruto de una violación son más proclives a terminar su vida en la delincuencia o en las drogas, el sacerdote recalcó: “A mí me gustaría saber si él ha hecho ese estudio”.

De la Cruz Campusano se preguntó por qué pensar solo en el inocente y no en el culpable. “Él no ha analizado tampoco el índice de violadores, el porqué de los violadores y qué hay que hacer con ellos. Por qué no dedicarnos a endurecer la pena para los violadores, más que endurecer la pena para el inocente, ya sea para el niño o para la mujer”, indicó, después de sostener una reunión preparativa de los actos de Semana Santa.

Para la Iglesia católica: el ser humano es primero

El sacerdote sostuvo que más allá de la opinión de la Iglesia católica, de lo que se trata es de una cuestión de dignidad humana, porque como rezaba Enmanuel Kant, “el ser humano siempre ha de tratarse como un fin y nunca como un medio”. Declaró que desde la concepción hasta la muerte natural, el ser humano es colocado en el centro de la creación porque es el representante de Dios en la tierra, lo que significa que debe ser tomado en cuenta.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.