PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

El Gabinete Agropecuario del gobierno todavía no tiene una cuantificación de los daños provocados por el huracán Fiona a la producción nacional, y es muy temprano para ello.

Sin embargo, ha dejado claro que se trabaja con los técnicos en la medida que se puede para levantar datos certeros. El gabinete ha indicado a través de varios de sus integrantes, la voluntad de aportar al sostenimiento de la seguridad alimentaria de la nación.

Por un lado, el Ministerio de Agricultura se declaró en sesión permanente, en procura de enfocarse en las labores inherentes a brindar auxilio a los productores, y por el otro, el Banco Agrícola informó que redoblará los esfuerzos para restablecer la agricultura y para que todo lo que se perdió sea recuperado.

En un documento remitido vía el departamento de Comunicaciones, el ministro de Agricultura, Limber Cruz, dijo que ese organismo dispuso el envío de equipos pesados a las zonas agrícolas afectadas, así como personal técnico, que incluye agrónomos y veterinarios.

“Se dispuso un plan de protección por desastres y pérdidas en invernaderos, tierras agrícolas y ganaderas de las provincias La Altagracia, La Romana, San Pedro, Hato Mayor, El Seibo, Monte Plata y Samaná”, dijo el funcionario.

Esos equipos pesados a los que se refiere son palas mecánicas, grédar, bulldozer, retroexcavadora y camiones volteos.

Banco Agrícola

Por vía del Banco Agrícola, su administrador Fernando Durán dijo que de nuevo se procurará poner la agricultura en la perspectiva y de garantizar esa actividad económica de reviste de relevancia para la economía nacional.

Garantizó que desde la institución se estará ofreciendo apoyo tanto para la producción de cacao, como para la de arroz, víveres, ganado y café.

“Los recursos estarán disponibles también para las otras plantaciones afectadas, y de lo cual viven las comunidades”, apuntó.

Indicó que las comunidades campesinas perjudicadas por el paso del huracán Fiona, pueden estar seguras de que no se dejarán solas, sino que se seguirá trabajando para buscar oportunidades de mejoras.

El funcionario del Banco Agrícola dio garantías de que en la población dominicana no faltarán alimentos, ni los ingresos que permitirán seguir adelante con la vida.

Parte de las soluciones inmediatas que dispuso el organismo el martes fue el envío de patanas, con el fin de trasladar el cacao que se mojó en algunos espacios de producción, a secaderos donde podrá mantenerse en condiciones saludables para la comercialización posterior, incluyendo San Juan de la Maguana.

Si bien no se tiene la cuantificación global, se supo vía Fernando Durán que en El Seibo alrededor de 40,000 quintales de cacao en secado fueron afectados; en Miches unas 12,000 tareas de arroz y en Hato Mayor también hubo daños.

La comisión, encabezada por el ministro Cruz, recorrió zonas de las provincias del Este. Entre ellas se incluyó a Hato Mayor, El Seibo y La Altagracia.

En concreto, el objetivo ha sido realizar un levantamiento de las pérdidas, para luego determinar las acciones que desarrollarán.

Entre los daños causados por el huracán Fiona están 20,000 metros cuadrados de invernaderos en San Pedro de Macorís.

El levantamiento hecho y los datos preliminares

Tanto el ministro de Agricultura, Limber Cruz, como el viceministro de Producción Agrícola y Mercadeo de esa institución, Eulalio Ramírez, hicieron el martes un levantamiento de los daños del fenómeno en el sector agropecuario.

Los detalles concretos se darán más adelante, se dijo ayer. El huracán Fiona, de categoría uno, entró el pasado lunes en República Dominicana por Cabo San Rafael (este del país), con vientos de 140 kilómetros por hora y ráfagas superiores.

Eso último, de acuerdo con datos ofrecidos por la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet).

Posted in País
agency orquidea

Más contenido por Martín Polanco