Un año de prisión para cabo y motorista por la muerte de Leslie

imputados al llegar al tribunal.

La Oficina de Atención Permanente de la provincia Santo Domingo dictó un año de prisión preventiva como medida coerción contra el cabo de la Policía Nacional acusado de asesinar de un disparo en la cabeza a la arquitecta Leslie Massiel Rosado Marte, un hecho que consternó a la sociedad dominicana el pasado sábado.

El juez Leomar Cruz dispuso que el imputado cumpla la medida de coerción en el Centro de Corrección y Rehabilitación San Pedro (CCR-11).

También el juez impuso un año de prisión preventiva a cumplir en la misma cárcel al motorista Rafael Castillo Nova, acusado de trasladar al cabo para darle persecución a la arquitecta.

Con esto, el magistrado acogió el pedimento del Ministerio Público, que solicitó un año prisión como medida cautelar para prevenir eventuales acciones que puedan entorpecer el proceso judicial en contra de los imputados.

Leslie Rosado fue ultimada de un tiro la noche del pasado sábado por el cabo Disla Batista, en Boca Chica, tras salir de un restaurante donde celebraba el cumpleaños de su padre.

Según la versión del agente, la arquitecta, quien se encontraba embarazada, supuestamente lo embistió junto a su esposa e hijos en una motocicleta en la que transitaba, por lo que abordó un motoconchista dándole persecución hasta que la alcanzó y al acercarse a la puerta del vehículo se le zafó un tiro que acabó con la vida de Leslie Rosado.

El motorista alega que el agente lo encañonó para darle seguimiento al vehículo de la víctima.

La defensa de ambos implicados en el homicidio informó que apelarán la decisión del juez, debido a que a su entender, no fue una medida justa.

Los parientes de la víctima, así como la abogada Emery Rodríguez, que los representa, ponderaron la decisión del juez Leomar Cruz Quezada. El fiscal de Santo Domingo Este, Milcíades Guzmán, estableció que seguirán investigando a todo el que tenga que ver con este hecho.

Los abogados de Janli Disla Batista mantienen la versión de que el cabo de la Policía Nacional no tuvo la intención de matar a la arquitecta. Que se dejó llevar por la impotencia y el calor del momento, luego de que, supuestamente, la víctima habría chocado al imputado mientras se desplazaba en una motocicleta junto a su esposa embarazada y dos hijos menores.

Establecieron que luego de que hirió a la arquitecta, trató de salvarle la vida llevándola a un hospital, algo que no hubiera ocurrido si hubiese tenido la intención de matarla, dice la defensa.

Según el MP, fue un homicidio voluntario

El Ministerio Público ha asignado a los hechos de manera provisional la calificación jurídica de homicidio voluntario, asociación de malhechores y complicidad para cometer asesinato, previsto y sancionado en el contenido normativo de los artículos 59, 60, 265, 266, 296, 297, 298 y 302 del Código Penal y los artículos 3, 12 y 396 de la Ley 136-03, sobre el Código para la Protección y los Derechos Fundamentales de Niños, Niñas y Adolescentes.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.