PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

A menos de dos años para las elecciones presidenciales y congresuales y un año y 9 meses para las municipales, no se observan avances para aprobar las leyes que definirán las reglas del juego electoral.

La ley Electoral 15/19, aprobada en 2019, quedó tan defectuosa que no pone fecha a la Junta Central Electoral (JCE) para emitir la proclama que deja oficialmente abierto un proceso electoral cada cuatro años.

La ley 33/18 sobre Partidos Políticos lleva 15 artículos anulados por inconstitucionales, otros están bajo cuestionamientos y los que siguen vigentes, la mayoría, los partidos no los cumplen porque resultan incompatibles con la realidad.

Conscientes de lo defectuosa que resultaron esas legislaciones, todos los partidos, entidades de la sociedad civil como Participación Ciudadana y la Fundación Institucionalidad y Justicia (Finjus), así como la Junta Central Electoral (JCE) se levantaron a una sola voz para que esas legislaciones sean modificadas y adecuadas.

El problema es que no se ha pasado de la teoría a la práctica para aprobar las modificaciones a esas leyes que se discuten en tres escenarios paralelos y con pocos avances ante la urgencia que representa el tema para el montaje de los próximos comicios.

Hoy la mesa temática para la reforma electoral que se desarrolla en el Consejo Económico y Social (CES) tendrá la décima reunión desde que arrancó los encuentros el pasado mes de enero. Hasta el momento no se conocen los avances de los acuerdos y en la última reunión se dijo que habían avanzado en los consensos y disensos.

Los encuentros se desarrollan en la sede de la JCE. Algunos representantes de partidos consultados sobre el poco avance de ese dialogo, señalan que la mayor tardanza la ha tenido el Partido Revolucionario Moderno (PRM) y que es fundamental porque es quien tiene la mayoría congresual, tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado.

Al mismo tiempo que se busca un acuerdo en la mesa del diálogo, la JCE depositó sus propuestas de modificación en el Senado y la Comisión Permanente de Junta Central Electoral discute varios proyectos para crear un Código Electoral. Sobre esta última propuesta, el presidente de la JCE, Román Jáquez, ha advertido que no hay tiempo para aprobarlo de cara a las elecciones del 2024 porque ese tipo de legislación resulta muy compleja de consensuar y aprobar.

Los partidos depositaron sus observaciones sobre las propuestas que hizo la JCE y en pocos puntos están de acuerdo con lo planteado.

PRM y JCE, de acuerdo en criterio de distribución

Entre los temas más controversiales figura el criterio para la distribución de la contribución económica del Estado a los partidos. La JCE propone que el 70% se distribuya en función de la cantidad de votos obtenido por cada partido y el 30% en partes iguales. Esa propuesta cuenta con el respaldo del PRM, que tiene mayoría en el Congreso. Sin embargo, los partidos de oposición han hecho propuestas distintas y en total hay cuatro recomendaciones.

Posted in Destacado, PaísEtiquetas
agency orquidea

Más contenido por Yanessi Espinal