EEUU impone restricciones sobre otros 6 medios chinos por hacer "propaganda"

Compartir

Washington.- El Gobierno de EE.UU. anunció este miércoles que restringirá la actividad en territorio estadounidense de otros seis medios chinos, entre ellos el portal de noticias financieras y tecnológicas Yicai, por considerar que hacen "propaganda" del Partido Comunista de China.

Además de Yicai, los otros cinco medios afectados son los diarios Jiefang Daily, Xinmin Evening News y Economic Daily, así como la revista en inglés Beijing Review y Social Sciences in China Press, que se especializa en publicaciones académicas.

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, anunció las nuevas medidas durante una rueda de prensa y aseguró que Washington "no está poniendo ninguna restricción a lo que esos medios pueden publicar"

"Simplemente -añadió- queremos asegurarnos de que el pueblo estadounidense, los consumidores de información, puedan diferenciar entre las noticias escritas por la prensa libre y la propaganda que distribuye el Partido Comunista de China".

A partir de ahora, EE.UU. tratará a esos seis medios como si fueran misiones diplomáticas del Gobierno chino, de manera que los periodistas estarán sujetos a las mismas restricciones que los diplomáticos.

Como ocurre con las legaciones diplomáticas de cualquier país, ahora, esos medios tendrán que informar al Departamento de Estado de las propiedades que tienen en EE.UU. y entregar una lista con los nombres de sus empleados, así como informar de a quiénes despiden y contratan.

Estas restricciones se suman a las que ya impuso en febrero y marzo Washington sobre otros nueve medios.

Esos afectados incluyen a la agencia de noticias Xinhua; la televisión CGTN; la emisora China Radio International; el diario oficial en inglés China Daily y la empresa que lo distribuye, la Hai Tian Development USA.

También fueron castigados por EE.UU. la popular cadena estatal de televisión CCTV; la agencia de noticias China News Service, la segunda más grande detrás de Xinhua; el grupo Diario del Pueblo, el periódico oficial del Partido Comunista de China, y, por último, Global Times, una cabecera centrada en temas internacionales que pertenece a ese grupo mediático.

Además, en marzo, EE.UU. anunció límites en el número de empleados de nacionalidad china que Xinhua, CGTN, China Radio International y China Daily pueden tener en territorio estadounidense.

En respuesta a las acciones de Washington, Pekín expulsó en marzo a los corresponsales de nacionalidad estadounidense de los diarios The New York Times, The Wall Street Journal y The Washington Post.

Asimismo, en los últimos meses, ordenó a las delegaciones radicadas en China de esos tres diarios, así como a la revista Time y al medio estatal estadounidense Voice of America que declaren por escrito la información sobre su personal, finanzas, operaciones e inmuebles en el país asiático.

También tuvieron que entregar esa información a las autoridades chinas las delegaciones en China de las agencias de noticias Associated Press (AP) y United Press International, de la cadena de televisión CBS y de la emisora National Public Radio.

El trasfondo del anuncio de hoy de Washington es la guerra comercial que mantienen ambas potencias económicas desde hace dos años, la guerra tecnológica, una subyacente pugna por la hegemonía y, más recientemente, el intercambio de culpas entre Pekín y Washington sobre quién de los dos originó la actual pandemia de coronavirus. EFE

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.

Compartir