La probabilidad de morir por COVID-19 que enfrentan los niños sería de 1 en 500 mil

La probabilidad de morir por COVID-19 que enfrentan los niños sería de 1 en 500 mil
La probabilidad de morir por COVID-19 que enfrentan los niños sería de 1 en 500 mil

Los niños enfrentan un riesgo “extremadamente bajo”, estimado en 1 caso en 500 mil, de morir por el coronavirus, advirtieron recientemente investigadores británicos.

Según ejemplificaron, en Inglaterra, solo 25 menores de 18 años han muerto a causa del COVID-19, lo que equivale a alrededor de dos en un millón, calcularon los expertos.

En la Argentina, los menores de 20 años fallecidos por el virus SARS-Cov-2 al 28 de junio correspondían a 248, según datos del Ministerio de Salud.

Los jóvenes con afecciones médicas preexistentes como enfermedades cardíacas y cáncer, y discapacidades graves, que pueden incluir parálisis cerebral y autismo, tienen una mayor probabilidad de enfermarse gravemente por el virus, alertaron.

Para los científicos, de tres de las principales universidades británicas, este riesgo no es mayor que el de la gripe.

Los adolescentes, los niños negros y obesos también presentan un mayor riesgo de morir por COVID, pero estos números aún resultan muy bajos, destacaron.

Sobre los estudios

Los investigadores dijeron que sus hallazgos, que se publicaron recientemente en tres artículos separados, ayudarán a informar la política de vacunación y protección para menores de 18 años en el Reino Unido.

El grupo investigador presentará los estudios al Comité Conjunto de Vacunación e Inmunización (JCVI) inglés, al Departamento de Salud local y a la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los estudios fueron dirigidos por investigadores del University College of London, la Universidad de York y la Universidad de Liverpool. Los hallazgos se producen en medio de una disputa sobre si las autoridades sanitarias británicas deberían expandir el despliegue de la vacuna a los jóvenes.

Los asesores del Grupo Asesor Científico para Emergencias (SAGE) han expresado previamente su preocupación por inocular a los niños hasta que haya más datos de seguridad disponibles.

Uno de los estudios es el primero en determinar la cantidad de niños que murieron por COVID-19 en lugar de por el virus SARS-CoV-2. Este análisis concluyó que el virus mató a 25 niños en Inglaterra. El coronavirus contribuyó al 0,8 por ciento de las 3.105 muertes de niños por todas las causas en el primer año de la pandemia.

Mueren más niños por otras razones

Durante el mismo período, 124 niños murieron por suicidio, mientras que 268 murieron por trauma, lo que demuestra que el COVID-19 “rara vez es fatal” en los niños, apuntaron los investigadores.

A su vez observaron que entre los menores de 18 años que murieron, se registraron más adolescentes que niños más pequeños, lo que demuestra que el riesgo del virus aumenta con la edad.

Una mayor proporción de niños asiáticos y negros murieron a causa del virus, pero estas muertes eran “extremadamente raras”, precisaron.

Más del 75 por ciento de los niños que murieron tenían afecciones crónicas, mientras que dos tercios tenían más de una afección subyacente y el 60% padecían afecciones que limitaban la vida. El equipo científico especificó que no se registró que seis de los niños que murieron tuvieran problemas de salud subyacentes, pero los científicos dijeron que podrían haber tenido enfermedades no diagnosticadas.

El primer documento afirma que el riesgo “extremadamente bajo” de muerte, lo que significa que sacar a los niños de sus actividades normales como la escuela y los eventos sociales “puede resultar un riesgo mayor que el del propio SARS-CoV-2”.

 

FUENTE: INFOBAE

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.